Público
Público

Debate petardos La muerte de centenares de pájaros en Roma en Nochevieja reabre el debate sobre el uso de la pirotecnia

La celebración con artículos pirotécnicos de la última festividad ha dejado en el país un balance de 79 heridos, 23 ingresos hospitalarios y un fallecido, con solo 13 años.

01/01/2021. Un hombre cruza una calle de Roma, con el Coliseo al fondo, el día de Año Nuevo. - Reuters
Un hombre cruza una calle de Roma, con el Coliseo al fondo, el día de Año Nuevo. Guglielmo Mangiapane / Reuters

Una escena horrible con la que empezar el nuevo año. Una imagen contradictoria, en la que resulta inconcebible que la diversión humana pueda afectar, directamente, a centenares de vidas animales. Por si no fuera suficiente, teniendo además como escenario uno de los barrios históricos de una capital europea. Y, en el fondo, sólo por tratarse de la Nochevieja.

Estos días, una fotografía insólita está protagonizando las portadas de los medios de comunicación italianos e internacionales. Una instantánea en la que centenares de pájaros han aparecido, sin vida, por las calles romanas, como consecuencia de las celebraciones vinculadas a la entrada al nuevo año. Una estampa que ha terminado por hacerse viral también en las redes sociales.

La muerte masiva de pájaros en Roma reabre el debate sobre los petardos en Italia. Este viernes por la mañana, la Ciudad Eterna se despertó tras la resaca de Nochevieja –estando todo el país confinado hasta después de Reyes– con centenares de estorninos muertos en Termini, una de las zonas más céntricas de la ciudad; concretamente entre la homónima y conocida estación de trenes y el célebre Coliseo.

Las imágenes se han hecho enseguida virales y han planteado una importante reflexión acerca de la peligrosidad de los petardos, especialmente en Año Nuevo. Entre otras cosas porque el balance de este año ha sido de un fallecido, menor de edad y casi 80 heridos.

Hay que empezar por un hecho fundamental: en Italia no es nada difícil comprar petardos. En todo tipo de tiendas y sin contar con su nivel de peligrosidad. Desde petardos infantiles, hasta aquellos de mayor alcance. En muchas ocasiones se prohíbe su uso por parte de las autoridades, especialmente durante las fiestas navideñas, pero se toleran su compra y venta.

Pero claro, no es lo mismo que un niño encienda una bengala con su abuelo en el jardín, a que el reiterado usos de petardos de gran envergadura implique, con su enorme alcance en términos acústicos, la muerte de cientos de pájaros desorientados, provocando así una catástrofe animal en el centro de la Ciudad Eterna. En la misma ciudad donde las palomas planean en la Plaza de San Pedro en el Vaticano y donde las gaviotas lucen pomposas tapeando frente a los restaurantes romanos cercanos al Tíber.

¿Por qué han muerto tantos y tantos pájaros en Nochebuena en Roma? Según las informaciones publicadas por la prensa del país, los estruendos provocados por los petardos han aturdido a los estorninos, los cuales han ido impactando contra "calles, ventanas y cables de alta tensión" de la conocida zona Termini de la Ciudad Eterna.

"La guerra de Año Nuevo", explica la ONG italiana Organización Internacional para la Protección de los Animales (OIPA), "ha vuelto a tener lugar no obstante la prohibición del Ayuntamiento de Roma" de hacer uso de petardos durante siete días, entre el 1 y el 7 de enero de forma ininterrumpida y con multas de hasta 500 euros.

"Cada año contabilizamos centenares de animales muertos, heridos o perdidos, tanto si sumamos especies domésticas como salvajes"

La explicación que aporta la ONG es contundente: "La venta de petardos y fuegos artificiales tiene que estar prohibida. Las prohibiciones son inútiles porque no hay controles. Cada año contabilizamos centenares de animales muertos, heridos o perdidos, tanto si sumamos especies domésticas como salvajes. Hay que cambiar la legislación". Y añade: "Es una cuestión de civismo".

Algunos medios locales romanos, igualmente, también han formulado otra pregunta: ¿Por qué esta "masacre" de estorninos si todos los años se tiran petardos en el centro de la capital italiana? La Lega Italiana Protezione Uccelli (LIPU), una de las asociaciones ornitológicas más conocidas en el país transalpino, explica que "en los últimos años los estorninos habían disminuido su presencia", pero estas Navidades, sin embargo, "han vuelto al centro de Roma".

"Es una imagen espantosa, parece sacada de una película de terror", explica Luigi, camarero de 50 años que trabaja cerca de Via Nazionale, la conocida avenida de Roma escenario de los macabros hechos vinculados a las muertes de los estorninos. "Está claro que los petardos son peligrosos, parece que estamos destinados a recordarlo de esta forma tan desagradable. Mientras siga todo tal cual, habrá personas que continúen haciendo y haciéndose daño con los petardos", añade Luigi, mientras sirve otro café.

Esta Nochevieja, atendiendo a los datos ofrecidos por el Departamento de la Seguridad Pública italiano; ha implicado en el país un balance de 79 heridos, 23 ingresos hospitalarios y un fallecido. La víctima mortal, que ha sufrido las consecuencias de las lesiones en el abdomen debido a un petardo, tenía tan sólo 13 años.

Más noticias de Internacional