Público
Público

Nepal sacrifica 6.000 búfalos en la mayor matanza de animales del mundo

El ritual se repite cada lustro en agradecimiento a una diosa hindú. Este año no están permitidas las fotografías ni hablar con los medios, aunque investigadores animalistas están documentando los hechos. 

Publicidad
Media: 2.55
Votos: 11

Un momento del ritual captado por Igualdad Animal, que está documentando con drones y cámaras el mayor sacrificio religioso de animales del mundo. | Igualdad Animal

Más de 6.000 búfalos fueron sacrificados este martes en el sur de Nepal con motivo de un ritual que se repite cada lustro en agradecimiento a una diosa hindú y que ha continuado con la muerte de miles de otros animales, aunque en menor número que otros años gracias a las protestas de activistas. Público publica las duras imágenes que acompañan a esta noticia para denunciar la matanza de animales.

Más de un millón de devotos hindúes llegados de todo Nepal y la vecina India acudieron a presentar sus ofrendas a la diosa Gadhimai en el distrito de Bara, a unos 100 kilómetros al sur de Katmandú, explicó a Efe el sacerdote del templo en honor a la divinidad, Mangal Chaudhary.

"Este año, el día propicio para sacrificar a los animales era el martes, el resto de animales están siendo sacrificados este miércoles", dijo Chaudhary. La organización del festival no ha revelado cuántos búfalos derramarán su sangre exactamente, aunque un miembro del comité aseguró que podría tratarse de más 6.000.

"Había unos 6.000 búfalos guardados en un campo de fútbol y otros 500 fuera", dijo el organizador, que pidió el anonimato. A diferencia del último festival, celebrado en 2014, este año no están permitidas las fotografías ni hablar con los medios, pero investigadores del colectivo Igualdad Animal están documentando con drones y cámaras en Nepal el suceso.  

A los búfalos, cuya carne será ofrecida a los devotos en forma de ofrenda para su consumición, se sumarán miles de cabras y aves. La carne de búfalo es consumida por las castas más bajas del hinduismo de forma habitual, aunque la de macho cabrío y pollo tiene más aceptación.

Un vecino, Pawan Yadav, señaló a Efe que unos 300 carniceros armados con espadas y cuchillos acudieron a la zona para sacrificar a la enorme cantidad de animales, en el que probablemente es el mayor sacrificio ritual del mundo.

"He venido porque tengo mucho respeto por la diosa Gadhimai", dijo Pawan Yadav. La gente suele rogar a la divinidad tener hijos o éxito en alguna empresa, y cuando se cumple, sacrifican a un animal.

Upendra Prasad Yadav (sin relación con el anterior), el alcalde del municipio de Mahagadhimai donde se celebra el evento, explicó a Efe que este año esperan a seis millones de visitantes, la mitad de ellos de la India.

Devotos hindúes han publicado imágenes en las redes sociales en las que se aprecia la cantidad de peregrinos reunidos para presenciar los sacrificios, algunos encaramados a árboles para ver mejor, a pesar de los esfuerzos de activistas y de la India para ponerles obstáculos.

Menos sacrificios cada festival

En 2009 se sacrificaron más de medio millón de búfalos, cabras, pollos y otros animales, dando a la festividad el título de mayor matanza ritual del mundo, pero en 2014 su número se vio reducido drásticamente y la tendencia ha continuado en esta edición.

Una de las causas fue la orden del Tribunal Supremo de la India al Gobierno de Nueva Delhi de prohibir el tráfico de animales hacia su vecino del norte. Chaudhary, el sacerdote organizador de la festividad, espera este año al menos 30.000 sacrificios.


Investigadores de Igualdad Animal están documentando con drones y cámaras en Nepal el mayor sacrificio religioso de animales del mundo. | Igualdad Animal 

"Hay menos animales en el templo este año, pero el número de visitantes no ha caído", explicó. Las imágenes de miles de búfalos decapitados, abatidos sobre un suelo de paja ante una multitud de peregrinos hindúes, horrorizan a los defensores de los animales. Pero, recordó uno de los organizadores, se trata de una cuestión de fe "muy arraigada".

Según Amruta Ubale, Directora de Relaciones Públicas de Igualdad Animal en India, "después de hablar con varias personas que trabajan para el templo, ha salido a la luz que la campaña contra el sacrificio de animales ha creado un impacto suficiente para que las autoridades del templo se aseguren de que no haya filmaciones en el terreno. El Gobierno de Nepal parece preocupado por la imagen negativa que está construyendo debido al sacrificio. Aún así, las autoridades del templo se aseguran de que el sacrificio continúe a pesar de la indignación global".

Más noticias de Internacional