Público
Público

Un nuevo escándalo salpica al imperio de Murdoch

Detenidos cinco periodistas de 'The Sun' por pagar sobornos a policías

CONXA RODRÍGUEZ

El escándalo de las escuchas ilegales que acabó con los 168 años de historia del dominical News of the World (NOW) alcanzó de lleno a otra de las publicaciones enseña del imperio mediático de Rupert Murdoch: el sensacionalista The Sun, el periódico más vendido de Reino Unido.

Cinco directivos de este tabloide, que cuenta con más de siete millones de lectores diarios, fueron detenidos acusados de corrupción y de conspiración para corromper a cargos públicos. Los investigadores creen que los periodistas sobornaban a policías a cambio de información.

Entre los detenidos están el subdirector y cuatro redactores jefes del tabloide

Los detenidos son el subdirector de la redacción, Geoff Webster; el jefe de fotografía, John Edwards; el reportero jefe, John Kay,; el jefe de noticias, John Sturgis, y Nick Parker, corresponsal jefe.

Además de estos cinco periodistas, hoy fueron arrestados un policía, un funcionario del Ministerio de Defensa, y un miembro en activo de las fuerzas armadas. El verano pasado, varios altos cargos de Scotland Yard (Policía de Londres) dimitieron al conocerse la presunta connivencia entre jefes policiales y cargos periodísticos de News International, la división en Reino Unido de News Corporation, el conglomerado de medios de comunicación de Rupert Murdoch.

News International confirmó hoyr la detención de sus cinco empleados y emitió un comunicado en el que mantiene su determinación a limpiar el nombre de la casa y a que "no se repitan prácticas inaceptables para conseguir noticias como en el pasado".

'News of the World' no es el único diario del grupo que ha violado la ley

La empresa se apresuró a señalar que las detenciones han sido posibles gracias a que una comisión interna de investigación facilitó a la Policía correos electrónicos que inculpaban a los ahora arrestados.

Pero pese a ello, la detención de los periodistas de The Sun representa un nuevo varapalo para el imperio mediático de Murdoch, pues confirma que News of the World no era la única cabecera del grupo que incurría en prácticas ilegales.

Las investigaciones generadas a raíz del escándalo parece que no dejarán piedra por levantar. Los últimos ocho arrestos por supuestos sobornos a policías se enmarcan en la operación Elveden, que se efectúa en paralelo a otra operación, la bautizada como Weeting, que investiga las escuchas telefónicas ilegales para obtener exclusivas.

Al margen de estas dos operaciones, prosigue la investigación del juez Brian Levenson, que examina las prácticas con las que se rige, o regía, la prensa sensacionalista inglesa. En los últimos meses, se han sentado ante el juez una larga lista de famosos, periodistas, propietarios de medios, víctimas de crímenes, relaciones públicas e incluso el director de la Comisión para las Quejas de la Prensa.

El juez Levenson deberá entregar luego al Gobierno una serie de recomendaciones no vinculantes para regular los medios de comunicación de forma distinta a como se hace ahora.

Más noticias de Internacional