Público
Público

Pablo González celebra su 40 cumpleaños en una cárcel polaca acusado de espionaje sin que haya trascendido ni una prueba

Este 28 de abril se cumplen dos meses desde que Pablo González fue detenido por los servicios secretos polacos y sigue en prisión provisional. También es el día en el que el periodista cumple 40 años. Pablo González ya cuenta con un abogado polaco para su defensa.

Pablo González en Polonia para hablar de la situación en la frontera con Bielorrusia
Pablo González en Polonia para hablar de la situación en la frontera con Bielorrusia. 17/11/2021. Pablo González @PabVis

Pablo González celebra su 40 cumpleaños entre rejas. El periodista español sigue encarcelado en Polonia después de que fuera detenido hace exactamente dos meses en la localidad de Przemyśl, cerca de la frontera con Ucrania.

La situación legal del reportero no ha variado, pero sí ha habido cambios en su caso en los últimos días. Por primera vez desde que fuera detenido, Pablo González cuenta con un abogado polaco con el que está pudiendo contactar. El letrado Bartosz Rogala es el responsable de su defensa y ha visitado a Pablo en la cárcel.

A principios del mes de abril, según fuentes conocedoras del caso, el periodista fue trasladado a la prisión de la ciudad de Radom, a unos 100 kilómetro de Varsovia. Antes de ese cambio, Pablo González sólo había recibido dos visitas del cónsul español. Este jueves, Rogala pudo reunirse con el reportero en la prisión de Radom, justo el día de su cumpleaños.

Según el letrado, el fiscal todavía no permite que el periodista español reciba llamadas o visitas, a excepción de las de su abogado. También ha trasladado a este medio que Pablo González se encuentra bien y fuerte y que está cooperando con las autoridades.

Rogala ha insistido a Público que no puede dar detalles del caso, pero que el único cargo que se le imputa a Pablo González es un delito de espionaje recogido en el artículo 130.1 del Código Penal polaco. Es decir, el mismo del que se informó al inicio de su detención.

Hasta el momento, el Gobierno polaco no ha comunicado ni ha hecho referencia a las supuestas pruebas que tendrían en contra del periodista. Dentro de un mes, el próximo 29 de mayo, finaliza el periodo de prisión provisional decretado por la Sala II de lo Penal del Tribunal Regional de Rzeszów (Polonia).  Si antes de esa fecha las autoridades polacas no deciden que se prolongue su estancia preventiva en la cárcel, Pablo González quedaría en libertad con cargos. Según fuentes cercanas al caso, esta decisión debería tomarse a mediados de mayo.

Más noticias