Público
Público

Negociaciones para la investidura PSOE y Unidas Podemos vuelven a reunirse este martes en busca de un acuerdo

Carmen Calvo llamó a Pablo Echenique para concretar un nuevo encuentro que será a las 11.00 en el Congreso. La formación morada no tenía intención de llamar al PSOE al considerar que la "responsabilidad" recaía sobre los socialistas.

La ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, la portavoz socialista en el Congreso, Adriana Lastra, y la vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo, a su llegada a la primera reunión de los equipos negociadores del PSOE y Unidas Podemos, en el Congreso de los Diputados. EFE/Kiko Huesca

b. asuar / manuel sánchez

Los equipos negociadores del PSOE y Unidas Podemos se volverán a reunir este martes a las 11.00 horas en el Congreso. Será el primer contacto formal después del encuentro del jueves de la semana pasada, que acabó sin ningún acuerdo ni avance que permitiera la investidura del líder socialista, Pedro Sánchez, como presidente del Gobierno.

El encuentro se ha cerrado después de una conversación telefónica entre la vicepresidenta en funciones del Ejecutivo, Carmen Calvo, y el secretario de Acción Política de Podemos, Pablo Echenique, según informaron fuentes socialistas y también confirmó el dirigente de la formación morada en su cuenta de Twitter.

Calvo anunció la noche del domingo que quería dar tiempo a Unidas Podemos para estudiar el documento de las 377 medidas presentadas por el PSOE, y que no sería hasta este lunes cuando se pusiera en contacto con Unidas Podemos para concretar un nuevo encuentro. La vicepresidenta destacó que siempre ha sido ella la que ha llamado a la formación morada. De hecho, Unidas Podemos, no tenía intención este lunes de ponerse en contacto con los socialistas al considerar que "la responsabilidad" era de los socialistas. 

El encuentro se celebrará, previsiblemente, mañana martes por la mañana, aunque ninguna de las partes ha concretado ni sitio, ni hora. En principio, está previsto que acudan las dos comisiones negociadoras que se reunieron el pasado jueves.

Desde la reunión del jueves no se han movido posiciones. El PSOE sigue ofreciendo lo que denomina "tercera vía" para llegar a un acuerdo (acuerdo programático, mecanismo de garantías para su cumplimiento y cargos de Unidas Podemos en instituciones del Estado), mientras que Unidas Podemos insiste en el Gobierno de coalición y retomar las negociaciones donde se dejaron en julio tras tras esta oferta de los socialistas.

Con motivo de este encuentro, Calvo ha pospuesto un viaje que tenía previsto iniciar el martes a Marruecos para preparar la cumbre hispano marroquí de seguridad que se celebrará en Madrid el próximo 26 de septiembre. La vicepresidenta iba a estar en Marruecos hasta el miércoles por la mañana y por eso informó de que no podría estar en la sesión de control al Gobierno en el Congreso.

A mediodía, el ministro de Fomento en funciones y secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, ya había adelantado que este lunes iban a ponerse en contracto con Unidas Podemos para emplazarles a una nueva reunión de cara a las negociaciones para la investidura.

Ábalos, que ha realizado estas declaraciones en Valencia, donde mantendrá un almuerzo de trabajo con la Asociación Valenciana de Empresarios (AVE), ve llamativo que lo que antes era una oferta "humillante" para la formación morada ahora sea "determinante" para alcanzar un acuerdo.

Se ha referido así a la interpelación de la portavoz del Consejo de Coordinación de Podemos, Noelia Vera, quien ha señalado que, si los socialistas tienen a bien retomar las conversaciones "en el mismo punto" en el que las dejaron en julio, "es cuestión de horas" que lleguen a un acuerdo.

"Si efectivamente la oferta era seria tenía que haberse acogido con la misma seriedad"

Ábalos ha asegurado que desde la oferta que plantearon los socialistas el pasado mes de julio y que Unidas Podemos consideró "humillante", los socialistas han sido "mejorando su oferta sin obtener nunca una oferta clara". Esto es "importante", ha dicho, porque "las formas, los tiempos y las actitudes nos advierten de cuales pueden ser los comportamientos en futuros escenarios". Según el secretario de Organización del PSOE, "es muy serio someter al presidente en funciones y a un candidato a ese desgaste; si efectivamente la oferta era seria tenía que haberse acogido con la misma seriedad y no exponer a un candidato a ese desgaste y tener a España entera pendiente de que se aclare esta situación" y "este bucle en el que estamos". "No es muy coherente". Ábalos ha subrayado que "España se enfrenta ahora a varios retos" y "la ciudadanía está emitiendo señales de que hay que ocuparse de ello". "Está en juego la estabilidad de España", ha advertido.

Ábalos: "Dejen que la legislatura camine"

Ha apelado de este modo a la "sensatez" y al "realismo" para reivindicar que "el único gobierno posible es un gobierno liderado por el Partido Socialista" y ha pedido que "se reconozca y se respete el resultado electoral y se permita al PSOE montar un gobierno y luego la legislatura empiece y todo le mundo va a poder participar y asumir el papel que le corresponde". "Dejen que la legislatura camine", ha insistido. Además, el ministro en funciones cree que otras elecciones reflejarían "la incapacidad de la representación política el veredicto de la ciudadanía" y además "no modificarían el escenario actual", ha apuntado.

En este contexto, ha advertido que el 23 de septiembre, "el tiempo se nos acaba a todos" y si no hay investidura, automáticamente se va a elecciones. "Los partidos políticos se enfrentan a una decisión que concierne y afecta a cada uno", ha dicho, para dejar claro que el PSOE "no quiere elecciones" y que lo que le interesa es que "la legislatura comience a andar y que el Gobierno pueda trabajar".