Público
Público
Únete a nosotros

Venta de armas La Audiencia Nacional procesa a Defex y a su director comercial por supuestas comisiones en la venta de armas a Camerún

El juez cree que se pagaron comisiones a autoridades y funcionarios públicos para que adjudicaran los contratos a la empresa española, unos hechos que cree constitutivos de delitos de corrupción en las transacciones comerciales internacionales, falsedad documental, malversación y blanqueo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Imagen de militares españoles. EP

El juez de la Audiencia Nacional, José de la Mata, ha procesado a la empresa pública de venta de armas Defex y a su director comercial, Manuel Iglesias Sarriá, por adjudicaciones en Camerún a cambio supuestas de comisiones de al menos 414.000 euros pagadas a funcionarios del país africano.

En el auto de pase a procedimiento abreviado, el titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 también procede contra el presidente de la mercantil Grupo Aresa Internacional, Óscar López i Salvadó; el director comercial de Deimos Space SLU, Francisco Luque Ramírez, así como contra las personas jurídicas Aresa Merina SL y Deimos Space SLU.

Los hechos investigados, que se centran en contratos sobre repuestos para vehículos, sistemas de vigilancia, material antidisturbios y armamento de patrulleras, serían constitutivos, según el juez, de los delitos de corrupción en las transacciones comerciales internacionales (actualmente corrupción en los negocios), falsedad documental, malversación de caudales públicos y blanqueo de capitales.

La segunda pieza que el magistrado propone juzgar

La pieza sobre los contratos de Defex en Camerún es la segunda que el magistrado propone juzgar de este caso que involucra a la empresa pública de venta de armamento en distintos países.

La primera fue la de Angola el pasado julio y De la Mata ordenó el procesamiento de 27 personas y cuatro sociedades, Defex entre ellas, por presuntos delitos de corrupción en las transacciones internacionales, contra la Hacienda Pública, malversación y blanqueo, entre otros, en una operación de venta irregular de armas por importe superior a los 152 millones de euros.

Presuntos delitos de corrupción en las transacciones internacionales

Entre los procesados en aquel momento que están pendientes de juicio se encuentran exdirectivos de las empresas investigadas como Juan Carlos Cueto Martín, José Ignacio Encinas Charro, Angel María Larumbe y Manuel Iglesias Sarría, a quienes el juez señaló como los "auténticos líderes de la organización", así como la sobrina del célebre espía Francisco Paesa, Beatriz García Paesa.

Sospechoso en busca y captura

Para ello, pagaban también comisiones "extraordinarias y no justificadas a agentes", concretamente al ciudadano francés Phillipe Bourcier por medio de varias de sus empresas. Por eso, el magistrado ratifica en su auto la situación de busca y captura e ingreso en prisión de Bourcier, al que considera "pieza clave" de toda la operativa como comisionista y quien actualmente se encuentra prófugo de la justicia.

Según el magistrado, "el importe total de las comisiones sin justificación pagadas por Defex a Bourcier y a sus empresas entre los años 2002 y 2016" asciende a más de 14,6 millones de euros, que tuvieron como últimos beneficiados al comisionista y a sus familiares, así como autoridades y funcionarios públicos de Camerún y de otros países de África como Senegal, Gabón y Argelia". El auto del instructor identifica, de acuerdo con la documentación bancaria recibida, se han identificado pagos a autoridades de Camerún por un total de 414.147 euros.

La persona responsable en Defex de estas prácticas, explica el juez, sería el directivo responsable del contrato, Manuel Iglesias Sarriá, junto con los presidentes de Grupo Aresa, Óscar López i Salvadó; el director comercial de Deimos Space SLU, Francisco Luque, y estas dos empresas como personas jurídicas.

Más noticias en Política y Sociedad