Público
Público

La OCDE señala a España como el país con mayor tasa de repetidores en secundaria

El porcentaje de jóvenes que ni estudian ni trabajan, los llamados "ninis", en 2019 fue de 19,2%, cifra superior a la media de la OCDE, 14,4%.

16/09/2021 Estudiantes ESO
Clase de matemáticas en 4º ESO impartida en el colegio SEK Ciudalcampo, en San Sebastián de los Reyes, Madrid. Eduardo Parra / Europa Press

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) ha vuelto a destacar, en un nuevo informe publicado este jueves, la alta tasa de repetición escolar en España. El 8,7% de los estudiantes españoles de la primera etapa de educación secundaria (de 1º a 3º de la ESO) y el 7,9% de la segunda etapa (4º ESO, Bachillerato, Formación Profesional Básica y de Grado Medio) repitieron curso en 2019, cuando las medias de los 32 países de la OCDE eran del 1,9 y del 3%, respectivamente, datos que convierten a España en el país con mayor número de repetidores en esta fase educativa.

En la primera etapa de la secundaria ningún otro país tiene tantos repetidores como España, y los que más se acercan están a mucha distancia: Bélgica con un 5,8% y Portugal con un 5,6%. En la segunda etapa España se sitúa en segunda posición por detrás de la República Checa (8,2 ) y de nuevo por delante de Bélgica (7,7%) y Portugal (7,2%).

Además, el porcentaje de jóvenes de entre 18 y 24 años que ni estudian, ni trabajan (los conocidos como ninis) era en España en 2019 superior a la media de la OCDE: 19,2% frente al 14,4%.

El problema de la repetición de curso, como ocurre también en otros países, afecta más a los chicos que a las chicas, ya que los primeros representan el 60% de los repetidores en la primera etapa de secundaria y el 56% en la segunda, cuando en la OCDE son un 61% y un 57%.

También, según el informe titulado Education at a Glance 2021, en el que participa el Ministerio de Educación y Formación Profsional, en el primer año de la pandemia aumentó al pasar al 22% en 2020, frente al 16,1% en el conjunto de la organización.

El fenómeno de un fracaso escolar sobredimensionado no es nuevo en España. En el grupo de los jóvenes adultos de 25 a 34 años, un 28,3% no habían llegado siquiera a completar la segunda etapa de secundaria, prácticamente el doble de la media de la OCDE, con el 14,8%.

La tasa de paro en ese grupo de jóvenes adultos en España que ya era en 2019 mucho más elevado que en el conjunto de la OCDE subió cuatro puntos porcentuales más en 2020, hasta el 27,6%, mientras la media de la organización se incrementó en dos puntos, al 15,1%.

Los autores del informe constatan que las personas con bajo nivel educativo no solo sufren tasas de paro particularmente altas, sino que su nivel de remuneración es muy bajo en términos relativos.

Por primera vez, el porcentaje de población adulta española con estudios superiores supera al de la población con estudios básicos

El porcentaje de población adulta española (de 25 a 64 años) con estudios postobligatorios ha subido 10 puntos porcentuales entre 2010 y 2020, hasta alcanzar el 62,9%. Y, por primera vez, el porcentaje de población adulta con estudios superiores, que sube del 31% en 2010 al 39,7% en 2020, supera al de la población con estudios básicos, que cae del 47,1% al 37,1%.

Desde la OCDE señalan que España dedicó en 2018 a la educación preuniversitaria el 2,7% de su producto interior bruto (PIB), por debajo del 3,2% de media en la OCDE.

En cuanto al número de alumnos por clase España se sitúa en mitad de la tabla con 20,9 niños por aula, un poco por encima de la media de la Unión Europea (19,7). Mientras que si hacemos la división por en cuanto al número de alumnos por profesor en primaria, España tiene 13,6 niños por docente.  

Más noticias