Público
Público

Acusada dice que ofreció a su amigo tres décimos pero no el que fue premiado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La mujer acusada de apropiarse junto a su marido, su hija y su yerno de un premio de la Lotería de Navidad que supuestamente había acordado compartir con un amigo ha asegurado hoy ante el Tribunal que la juzga que le ofreció participar en el Sorteo con tres décimos, pero no con el que resultó finalmente agraciado.

La Fiscalía, que únicamente acusa a Concepción H.F., ha mantenido en sus conclusiones finales su petición de dos años de cárcel por apropiación indebida, mientras que la acusación particular atribuye también ese mismo delito a ella, a su marido, su hija y su yerno, para cada uno de los cuales solicita dos años y medio de prisión.

Durante el juicio, celebrado en la Audiencia de Granada y que ha quedado visto para sentencia, la mujer, de 50 años, ha asegurado que nunca ofreció a su vecino compartir el número 13.911, que resultó premiado en el Sorteo Extraordinario de Navidad celebrado el 22 de diciembre de 2003 con el tercer premio (48.000 euros).

Dicho décimo al parecer lo compartía con su hija Concepción, también acusada por el denunciante, con la que fue a comprarlo a finales de noviembre o principios de diciembre en la oficina de Caja Madrid de Guadix, como así también lo ha corroborado durante la vista oral el director de la entidad, que ha declarado como testigo.

La principal acusada ha señalado que ofreció a su amigo compartir otros tres décimos, que no llegó a mostrarle ningún número y que éste únicamente le comentó que ya vería si participaba.

Ha negado por tanto, en contra de lo dicho por testigos propuestos por las acusaciones, que acordara la participación de su amigo en el boleto que finalmente resultó agraciado ni que compensara el pago correspondiente a la mitad del décimo (10 euros) con una cantidad que supuestamente le adeudaba por unas sillas.

El resto de acusados han corroborado, en respuesta a las partes, lo manifestado por Concepción H.F., llegando a afirmar que el denunciante -Francisco Luis A.S.- quizá quiso engañarles una vez que supo que a ellos les había tocado la lotería, pese a que en ningún momento pagó por ese ni por ningún otro décimo.

Por su parte, el supuesto perjudicado ha relatado que optó por no firmar el décimo que al parecer compartía con su vecina por la "plena confianza" que tenía en ella -que era "como de la familia"- y que cuando tuvo lugar el acuerdo estaban también presentes su mujer y varias personas más.

De acuerdo con su relato, Concepción llegó a comentarle incluso que era "muy feo" el número, que coincidía con el que un televidente o adivino había pronosticado que resultaría agraciado.