Público
Público

Alemania pendiente de la evolución del accidente del primer ministro de Turingia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Alemania se despertó hoy conmocionada por el grave accidente de esquí sufrido por el democristiano Dieter Althaus, el primer ministro de Turingia (este), que fue sometido a un coma artificial del que hoy podrían despertarle los médicos.

El político de 50 años, una de las figuras más populares del Este de Alemania, está grave, con una "herida cráneo-cerebral", en el Hospital de Schwarzach en Pongau, en Estiria (Alta Austria), a donde fue llevado después de chocar con una turista eslovaca.

La mujer, de 41 años, murió durante su traslado al hospital, mientras que Althaus era sometido a un coma artificial.

Según explica hoy el diario "Bild", lo que probablemente salvó al político alemán, un devoto deportista que practica desde la escalada hasta el fútbol, fue el hecho de haber llevado un casco.

La esquiadora con la que chocó este jueves a las 14.45 horas (13.45 GMT) en la pista 5 de Riesneralm, en Alta Austria -donde Althaus y su familia pasan desde hace años sus vacaciones de invierno- no llevaba casco, prosigue el diario.

Althaus, uno de los hombres de confianza de la canciller Angela Merkel, milita desde 1985 en las filas de la Unión Cristianodemócrata (CDU), y ha hecho una fulgurante carrera política en Turingia.

El "delfín" de Bernhard Vogel, primer ministro de Turingia durante muchos años, fue primero ministro de Cultura. Hace ocho años asumió la presidencia regional del partido conservador, y en 2003 el gobierno del "Land".

Althaus se ha convertido durante los últimos años en uno de los políticos más mediáticos del Este de Alemania, y su intención era presentarse a las elecciones regionales que se celebrarán el próximo 30 de agosto en Turingia.

Mientras que Althaus -casado y padre de dos hijos- siga imposibilitado para asumir sus funciones al frente del gobierno, es su vicepresidenta, la ministra de Finanzas Birgit Diezel, quien gobernará de forma interina, explicó hoy un portavoz del gobierno de Turingia al canal de televisión alemán n-tv.