Público
Público

Alivio y alegría para Nadal tras ganar su quinto Roland Garros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Ha sido un duro camino de regreso desde la frustración para Rafael Nadal, pero lo completó con estilo el domingo al ganar su quinto título del Abierto de Francia.

El español, de 24 años, parece haber recuperado el nivel que alcanzó en 2008, cuando era invencible en la tierra batida de Roland Garros y la hierba de Wimbledon, y tras derrotar al sueco Robin Söderling por 6-4, 6-2 y 6-4 habló de su sentimiento de alivio.

Nadal rompió a llorar tras dejarse caer de espaldas en la pista cuando un revés largo de Söderling puso fin a su partido de dos horas y 18 minutos y las emociones de los últimos 12 meses estallaron.

"Alivio, alegría. Alegría seguro", declaró Nadal a periodistas sentado junto a la Copa de los Mosqueteros que sólo el sueco Bjorn Borg ha ganado más veces que él. "Fue una gran satisfacción personal por mi familia, mi equipo, por mí mismo, todos los que me ayudaron a volver".

"Todos los torneos que gano me aportan una enorme satisfación, pero ganar un torneo de Grand Slam aquí en París tras perder el año pasado porque no estaba preparado y estaba muy bajo de moral, es más especial".

"Estoy de regreso y gano. Quizá este es el torneo que más deseaba ganar".

Nadal declaró que llegó a Roland Garros un poco ansioso tras la derrota del año pasado ante Söderling, que inició una sequía de títulos de 12 meses que finalizó en Montecarlo.

"Estaba ligeramente más nervioso de lo habitual. Atravesé momentos difíciles", declaró. "Lo he dicho 100 veces, pero fue un año difícil para mí el pasado. Tras este torneo el año pasado fue muy difícil y trabajé mucho para estar aquí".

"Estaba muy nervioso durante todo el torneo porque sabía que estaba preparado para ganar otra vez. Afortunadamente, lo hice y hoy fue un día muy especial".

Nadal sustituirá el lunes a Roger Federer como número uno mundial pero no quiso ahondaren ese detalle. El domingo, simplemente quería celebrar otra corona de Roland Garros tras no ceder ni un set en todo el torneo, como en 2008.

"Hoy me sentí genial físicamente", declaró el balear, que contó en las gradas con la presencia de la reina Sofía. Me sentí perfecto mentalmente. Mi movimiento fue mucho mejor que durante el resto del torneo. Estoy muy contento con cómo jugué hoy, jugué muy buenas tácticas".

"Adoro este lugar con todo mi corazón, porque he ha dado muchas alegrías. Ganar en París es siempre muy especial".

"Es un enorme placer. Soy muy afortunado, he sido muy afortunado en la vida para tener la oportunidad de experimentar todo a los 24 años".

"Ni en mis mejores sueños hubiera soñado con regalos tan bonitos. La vida ha sido muy buena conmigo".