Publicado: 05.05.2014 08:57 |Actualizado: 05.05.2014 08:57

Bruselas da otra voz de alarma sobre el alto paro de España

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Comisión Europea publicará este lunes sus previsiones económicas de primavera para España y el resto de países de la UE para los próximos tres años, en las que se espera una ligera revisión al alza de las cifras de crecimiento debido a la mejora de los indicadores económicos y de confianza. Los nuevos datos servirán al Ejecutivo comunitario para examinar los programas de estabilidad y de reformas de los Estados miembros y elaborar sus recomendaciones de política económica, previstas para el 2 de junio.

El mensaje de la UE va a ser claro: volverá a avisar sobre los riesgos que plantean el alto nivel de paro y de deuda. En sus anteriores previsiones de invierno, publicadas el pasado 25 de febrero, Bruselas pronosticó que España crecerá un 1% este año y un 1,7% en 2015, con una tasa de paro del 25,7% y del 24,6%, respectivamente.

El déficit público bajará hasta el 5,8% en 2014, cumpliendo así el objetivo pactado con la UE, pero volverá a dispararse hasta el 6,5% —frente al 4,2% acordado con la UE— si el Gobierno de Mariano Rajoy no aprueba más ajustes, mientras que la deuda seguirá subiendo hasta el 98,9% este año y el 103,3% en 2015.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ya ha mejorado estas cifras de la Comisión en el cuadro macroeconómico que publicó el pasado viernes. Para este año espera un crecimiento del 1,2%, que se acelerará hasta el 1,8% en 2015 y el 2,3% en 2016. El paro bajará al 24,9% este año, el 23,3% en 2015 y el 21,7% en 2016. El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, sostiene que España cumplirá los objetivos de déficit e incluso mejorará el de este año, hasta situarlo en el 5,5%. La deuda se situará en el 99,5% este año, el 101,7% el que viene y el 101,5% en 2016.

La incógnita ahora es si la Comisión Europea avalará las nuevas previsiones, las considerará demasiado optimistas o las mejorará. Fuentes del Gobierno sostienen que las cifras de Bruselas podrían ser "incluso más optimistas" que las presentadas por Guindos. Fuentes del Gobierno sostienen que las cifras de Bruselas podrían ser "incluso más optimistas" que las presentadas por Guindos.

Para el conjunto de la UE, el Ejecutivo comunitario pronosticó en febrero un crecimiento del 1,5% para este año (1,2% en la eurozona) y del 2% el que viene (1,8% en la eurozona), con una tasa de paro del 10,7% y del 10,4%, respectivamente (12% y 11,7% en la eurozona).

Las nuevas previsiones económicas serán examinadas por la tarde por los ministros de Economía de la eurozona, que centrarán sus debates en los riesgos que plantea para la recuperación la baja inflación y el elevado tipo de cambio, según han informado fuentes diplomáticas.

El Eurogrupo tiene además previsto avalar durante su reunión de este las reformas y recortes del Gobierno de Mariano Rajoy tras el fin del rescate bancario y se felicitarán por la evolución positiva de la economía española, aunque volverán a avisar sobre los riesgos que plantean el alto nivel de paro y de deuda.

Los ministros examinarán el primer informe de vigilancia tras el fin del rescate bancario realizado por los inspectores de la Comisión y del Banco Central Europeo (BCE) que visitaron Madrid del 28 de marzo al 3 de abril. Los inspectores criticaron los retrasos en la ley de servicios profesionales y la autoridad fiscal independiente y pidieron a España que acelere e incluso refuerce las reformas.

"Lo que queda es un alto nivel de deuda pública y privada y de paro, y todavía hay algunas vulnerabilidades en el sector financiero", dicen en la UE

Para el Eurogrupo, el dictamen de los inspectores sobre España es en conjunto "positivo". "El proceso de ajuste avanza, el sector financiero se está reforzando, la evolución de los mercados es muy benigna y la confianza de los mercados está mejorando. Lo que queda es un alto nivel de deuda pública y privada y de paro, y todavía hay algunas vulnerabilidades en el sector financiero", según ha explicado un alto funcionario europeo.

"Las autoridades españolas no están haciendo nada incorrecto, éste es el legado de la crisis", ha señalado el alto funcionario. Para el Eurogrupo, el alto nivel de deuda es el resultado de los elevados déficits, las necesidades de recapitalización de la banca española y la caída del crecimiento.