Público
Público

El CGPJ archiva la investigación sobre los cobros de Garzón en Estados Unidos

La decisión ha sito tomada por unanimidad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha acordado este jueves archivar la investigación abierta en relación con el dinero que el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón recibió durante su estancia en la Universidad de Nueva York entre 2005 y 2005.

Fuentes del órgano de gobierno de los jueces han informado de que esta decisión ha sido adoptada por unanimidad por los integrantes de la comisión disciplinaria del Consejo.

El CGPJ decidió el pasado 9 de junio seguir con la investigación sobre los cobros de Garzón en Estados Unidos.

Había dos investigaciones ordenadas en los últimos meses por el Supremo sobre la estancia de Garzón en Nueva York, al referirse a los mismos hechos.

Una parte de una denuncia presentada por el abogado Antonio Panea. En ella se acusaba al juez de haber cobrado 1.700.000 euros del Banco Santander por conferencias impartidas en Nueva York. El Supremo revocó el pasado día 2 el archivo de la queja.

La otra investigación se inició a raíz de una querella interpuesta por Panea y el también abogado José Luis Mazón. El Supremo la archivó al no apreciar delito, pero ordenó al CGPJ investigar los cobros del magistrado en la ciudad estadounidense.

El Servicio de Inspección proponía el archivo, al entender que Garzón nunca engañó al CGPJ sobre lo que percibiría en Estados Unidos. Además, las faltas habrían prescrito. Pero con la decisión de la Disciplinaria, finalmente se realizaron todas las diligencias que pedían los denunciantes antes de que Inspección pudiera llegar a la misma conclusión. 

El juez Baltasar Garzón desmintió 'rotundamente' que actuara 'con mala fe o con afán de ocultar al Consejo General del Poder Judicial' información sobre sus retribuciones durante su estancia en Estados Unidos.

Fuentes cercanas al magistrado de la Audiencia Nacional explicaron que 'en el momento en el que solicitó la licencia por estudios -que se prolongó de marzo de 2005 a junio de 2006- esas retribuciones no estaban fijadas'.

Además, dijeron que 'en ningún momento el CGPJ le preguntó si iba a cobrar de la Universidad de Nueva York y que si hubiera tenido intención de ocultar esos ingresos no los habría declarado al fisco norteamericano hasta el último dólar, como así hizo'. 

Después, según estas mismas fuentes, 'consolidó su declaración de la renta ante el fisco español' y han concretado que 'de las cantidades percibidas en bruto' se dedujeron 'los impuestos aplicados' y el total percibido fue, por tanto, de 4.500 euros mensuales, 'cantidad -han observado- muy inferior a la que cobran los profesores en las universidades americanas'.