Público
Público

Un clásico invicto

El servicio de mensajería más utilizado en España, Windows Live Messenger, acaba de cumplir 10 años

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Dicen que fue responsable de tantas parejas como rupturas en los últimos años del siglo pasado. De hecho, uno de cada tres usuarios de Windows Live Messenger, el programa de mensajería instantánea que ha cumplido 10 años esta semana, reconoce haber empezado una relación con este sistema. Esta forma de comunicación se popularizó tres años antes en EEUU, con el lanzamiento de programas sencillos como NetMeeting, ICQ y AIM. En España el fenómeno tardaría unos años más en producirse, y la explosión no llegaría hasta la aparición de la tarifa plana de conexión a Internet con módem. Eran tiempos en los que a una hora concreta se abrían las puertas de dos formas de intercambio basadas en tecnologías bien distintas: el de canciones mediante P2P y el de conversaciones de mensajería instantánea. El último se convertiría también en una amenaza para los operadores de telefonía, que observaban cómo las conexiones a Internet se disparaban de noche para hablar virtualmente.

La mensajería instantánea ha sido una de las herramientas más sencillas y efectivas de la Red. Pese al auge de las redes sociales, la primera sigue siendo la herramienta de comunicación más utilizada por los españoles. Según datos del último estudio eEspaña, excluyendo el correo electrónico, la mensajería instantánea es el servicio más extendido, con un 68%. Las redes sociales, pese a ser el servicio que más crece porcentualmente y aunque uno de cada cuatro internautas ya participa en ellas, ocupa el tercer lugar, con un 33,7%.

El hoy conocido como Windows Live Messenger, antes MSN Messenger, es el servicio de mensajería que más aceptación tiene en España. No fue el primero, pero la amplia comunidad que lo respaldaba, la del correo electrónico Hotmail, logró que alcanzase los 2,5 millones de usuarios activos en sus primeros dos meses de vida. Su integración con Windows y la velocidad vertiginosa a la que Microsoft lanzaba versiones mejoradas en distintos idiomas, provocaron una migración masiva. Un año después, ya sumaba 18 millones de internautas.

El responsable de Windows Live Messenger en España, Íñigo Asiaín, sostiene que el enorme éxito de este tipo de herramientas de comunicación frente a otras coetáneas como foros y salas de chat vino de la mano de la intimidad. 'En aquella época se vivía una auténtica fiebre por los chat y, aunque se podía hablar en privado, la mensajería instantánea aportaba privacidad entre personas conocidas'.

Con las comunicaciones de texto más que asentadas a principios del año 2000, comenzó una carrera para añadir funciones más allá del texto. Lo que empezó con el envío directo de archivos entre contactos se perfeccionó con la incorporación de conversaciones de voz. Algunos programas se sumaron rápidamente a este movimiento, pero no sería hasta la aparición de Skype en 2003 cuando se comenzó a hablar de VoIP. Este programa ofrecía no sólo comunicación mediante texto y voz entre ordenadores (algo que ya hacían otros) sino también la posibilidad de llamar a números de teléfono convencionales a precios reducidos. Pese al ahorro de costes que suponía, el despegue de estas comunicaciones de voz fue lento. En la actualidad, la telefonía mediante mensajería instantánea y VoIP es una de las actividades más realizadas en Internet, alcanzando casi el 40% en España.

Los programas de mensajería instantánea han evolucionado hasta convertirse en aplicaciones multimedia desde las que acceder a correos, vídeos, fotos o redes sociales. La última de las opciones añadidas ha sido la videoconferencia. Aunque tanto Windows Live como Yahoo Messenger no disponen de esta opción en sus versiones web, sí cuentan con ella cuando se descarga el programa.

En cuanto a sus amenazas, la mensajería instantánea es, junto al correo electrónico, una de las mayores fuentes de virus en Internet, lo que también representa una extraña metáfora de su popularidad. Este problema fue el que más creció en 2005, y desde entonces no ha dejado de estar presente. Aprovechando la relación de confianza que existe entre los contactos y dado que estos programas ofrecen la posibilidad de enviar archivos, los creadores de virus se han centrado en este tipo de programas para realizar infecciones masivas. Windows Live Messenger ha sido tradicionalmente el servicio más atacado por los creadores de software malicioso.

Debajo de cada programa de mensajería se encuentra un protocolo (conjunto de normas técnicas) que lo hace posible. La mayoría son sistemas propietarios que, salvo acuerdos puntuales, no son compatibles entre sí. Tras años de pugna, en 2006 Microsoft y Yahoo llegaron a un acuerdo en el que los contactos de cada uno de sus messenger podían ver a los del otro. Trillian o Pidgin son dos de las herramientas más conocidas para fusionar los contactos de distintos programas.

El siguiente reto de la mensajería instantánea es su salto al móvil. La tarifa plana de datos que están promocionando las operadoras facilita las comunicaciones inmediatas sin tener que realizar una llamada. Los analistas estiman que en 2013 el 24% de los usuarios de móvil en España usará la mensajería instantánea desde estos dispositivos.

La flor verde del programa ICQ (‘I seek you’, te busco) fue durante un tiempo el logotipo más popular de Internet asociado a la comunicación. Aunque hoy sigue funcionando, ha cedido su reinado a otros programas. Cada usuario está identificado por un número, y los más atractivos se subastan en Internet.

Fue el primer servicio de mensajería instantánea que supo aprovechar el número de usuarios que Yahoo ya tenía en su correo electrónico. Nació en la época dorada del buscador, sin apenas competencia. Años después, Yahoo y Microsoft permitirían que los usuarios de uno y otro programa pudiesen comunicarse entre sí.

Microsoft sólo tardó un año más que su gran competidor de entonces, Yahoo, en lanzar su propia herramienta de mensajería instantánea asociada a Hotmail. Microsoft también aprovechó el mercado potencial que le ofrecía su sistema operativo Windows para incluirlo por defecto en la instalación del mismo.

Mientras otros programas se promocionaban como herramientas de mensajería instantánea con funciones de voz, Skype nació como una aplicación para realizar llamadas on-line que incluía también texto. No sólo popularizó la VoIP, sino que fue la primera en permitir llamar a teléfonos fijos y móviles a precios reducidos.

Google ha sido la última gran compañía que ha lanzado su propio ‘messenger’. Gtalk debe su éxito al correo electrónico al que está asociado, Gmail, y aunque incluye opciones de audio y vídeo, sigue siendo una de las aplicaciones más sencillas y, por tanto, la que necesita de menos requerimientos técnicos.