Público
Público

Corea del Norte elogia a China como bastión regional

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El primer ministro de Corea del Norte, Kim Yong-il, elogió a China como un baluarte regional antes de iniciar el martes una visita que subraya la estrategia de Pekín de abordar con diplomacia los planes de lanzamiento de un misil por parte de Pyongyang que han alarmado la región.

Kim no tiene ningún parentesco con el líder supremo norcoreano, Kim Jong-il, y tiene escasa autoridad militar, pero su viaje de cinco días indica el deseo de China de cortejar a Corea del Norte mientras otras potencias advierten contra su plan de lanzar un cohete entre el 4 y el 8 de abril.

El Norte ha dicho que el cohete llevará un satélite. Tokio, Seúl y Washington han dicho que será una prueba de un misil balístico de largo alcance en todo menos en el nombre. Sin embargo, Pekín se ha limitado a realizar llamamientos de buena voluntad dirigidos a todas las partes.

En una entrevista con el periódico oficial chino Diario Popular, Kim dijo que Pekín era un ancla diplomático para su país en medio de las turbulencias internacionales.

"Corea del Norte se siente satisfecha con las vigorosamente amistosas relaciones con China durante las actuales complejas y cambiantes tendencias internacionales", escribió en respuesta a unas preguntas del diario antes de partir hacia China.

El vínculo, escribió, "haría una verdadera contribución a garantizar la paz y la estabilidad de la península coreana, la región del noreste de Asia y el mundo".

Otras capitales han dicho que el lanzamiento de un cohete violaría una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU adoptada en 2006 tras una prueba de un misil por parte del Norte.

En otra señal de las potenciales repercusiones, un comité del partido gobernante en Japón instó a prohibir completamente las exportaciones a Corea del Norte.

"Incluso si no se produce un lanzamiento, pensamos que se deberían considerar más medidas en respuesta a cualquier acción provocativa", dijo Keiji Furuya, jefe del comité del Partido Democrático Liberal, a periodistas en Tokio.

Sin embargo, China ha evitado hasta ahora incluso las amenazas silenciosas, y ha instado en su lugar a hacer más a los gobiernos en las estancadas conversaciones a seis destinadas al desarme nuclear de Corea del Norte.

"Creemos que proteger la paz y la estabilidad de la península y el norte de Asia sirve a los intereses de todos los afectados", dijo el martes a periodistas el portavoz del Ministerio de Exteriores chino, Qin Gang.

Este tipo de lenguaje moderado dominará previsiblemente al menos las declaraciones públicas durante la visita de Kim, que comenzó el martes y se centrará probablemente en el comercio, la industria y las buenas relaciones en lugar de en misiles y desarme nuclear.