Público
Público

El director del Laboratorio de E.Coli en Lugo afirma que todavía "hay muchas preguntas por responder"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El director del Laboratorio de Referencia de E.Coli (LREC), Jorge Blanco, opina que todavía "hay muchas preguntas por responder", antes de "lanzar una alerta", a pesar de los indicios que manejan las autoridades alemanas, que sitúan el posible foco de la infección bacteriana en una plantación de brotes vegetales cerca de Hamburgo.

En declaraciones a Efe, Jorge Blanco explicó que a las autoridades alemanas que están gestionando esta alerta sanitaria todavía les queda mucho trabajo por hacer.

De hecho, recordó que seguramente hasta mañana no se conocerán los resultados definitivos que confirmarán o no si el origen del brote infeccioso está en esa explotación.

"Esperemos que esta vez se haya localizado el foco infeccioso, el origen del alimento implicado y que se confirmen los resultados", dijo el profesor Blanco, porque hasta ahora, aunque las autoridades germanas apuntaron en varias direcciones, "al final todas eran falsas alarmas".

Desde su punto de vista, ahora lo más importante es "confirmar los resultados, porque no puede pasar como en la anterior ocasión, cuando fueron señalados los pepinos españoles y todo fue una falsa alarma".

De hecho, insistió en que "los resultados 'presuntivos' hay que confirmarlos lo antes posible, antes de lanzar una alerta".

"Si se confirma que el origen está en la explotación sospechosa, habrá que averiguar cómo ha llegado el E.Coli ahí, cuál es la causa de la contaminación de esos brotes de diferentes vegetales", añadió el director del Laboratorio de Referencia de E.Coli -situado en la Facultad de Veterinaria de Lugo-.

Habrá que analizar, según el profesor Blanco, "el agua de riego y, si es el agua de riego, cómo han podido llegar ahí las aguas residuales de origen humano o animal. Si es algún abono, habrá que estudiar lo que ha podido pasar".