Público
Público

Un emocionado José Luis Cuerda estrena en Toronto "Girasoles ciegos"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un emocionado José Luis Cuerda asistió hoy en Toronto al estreno internacional de su último largometraje, "Girasoles ciegos", que dedicó a Julio Madurga, operador de cámara de la película y que murió ayer según reveló el director.

Cuerda también dedicó la película al autor de la novela del mismo nombre sobre la que está basada, el escritor Alberto Méndez, muerto en el 2004, y a Rafael Azcona, coguionista del filme, y que murió en marzo de este año cuando estaban grabando la música de la película, señaló el director español.

Tras la proyección de "Girasoles ciegos" en la noche del lunes en la 34 edición del Festival Internacional de Cine de Toronto (TIFF) -lo que constituyó el estreno internacional del filme-, Cuerda respondió a las preguntas del público.

Preguntado sobre la reacción del público español y de la Iglesia Católica al filme, el director dijo que diez días después de su estreno, "Girasoles ciegos" es la segunda película en recaudación en el país.

A la segunda pregunta, Cuerda dijo que "la Iglesia nunca responde a una película como ésta".

En "Girasoles ciegos", Cuerda refleja la vida de una familia republicana en Orense, tras el fin de la guerra civil española.

El padre, un profesor de instituto interpretado por Javier Cámara, tiene que vivir escondido en una habitación oculta por miedo a la policía que lo busca por su pasado izquierdista.

Mientras, la madre, Maribel Verdú, tiene que mantener la familia, soportando el acoso de la policía franquista y un diácono que es profesor de su hijo.

Cuerda explicó entre los aplausos de la audiencia que: "gracias a la confesión puedes matar o hacer cualquier cosa porque después de confesarte puedes empezar tu vida desde cero. Esta mentira es lo que ha permitido perpetuar a la Iglesia Católica".

Al final, el realizador quiso "rendir homenaje a tres personas".

"A Alberto Méndez. 'Girasoles ciegos' es el único libro que escribió y murió cuando solo se llevaba publicada una edición. Ahora va por la 22. A Rafael Azcona, uno de los mejores guionistas del mundo. Y a Julio Madurga, el cámara de la película, que murió ayer".