Público
Público

El Endeavour se acopla a Estación Espacial Internacional

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El transbordador Endeavour se acopló el domingo a la Estación Espacial Internacional, para comenzar una serie de misiones que pretenden completar la base orbital de 10 años de antigüedad.

El comandante del transbordador, Chris Ferguson, pulsó suavemente los retrocohetes de la nave para situarla en la sección de acoplamiento del módulo Harmony de la estación a las 17:01 hora EST (22:01 hora GMT), mientras ambas flotaban a 341 kilómetros encima de India.

"La Estación Espacial Internacional ya está lista para una remodelación extrema", dijo por radio el comandante de la estación, Mike Fincke, a la tripulación, cuando realizaron su acercamiento final.

El transbordador despegó el viernes por la noche desde el Centro Espacial Kennedy en Florida, en la cuarta y última misión del año.

Para cuando la nave llegó a la base orbital, los controladores de vuelo en Houston ya estaban revisando las fotos del escudo de protección térmica del Endeavour, en busca de cualquier daño que la nave pudiera haber sufrido debido a la caída de fragmentos de aislante durante el lanzamiento.

Las revisiones han sido un procedimiento de rutina desde el desastre del Columbia en 2003.

En el accidente del Columbia, restos del tanque de combustible de la nave hicieron un agujero en una de las alas, lo que llevó a la destrucción del transbordador y a la muerte de sus siete tripulantes.

Los miembros de la estación espacial dijeron que no veían ningún problema en el Endeavour.

"Parecía estar muy bien", dijo Finke a los controladores de vuelo.

La nave lleva dos nuevos compartimentos para dormir, un segundo baño, equipos de ejercicios y un sistema para reciclar agua, de manera que los tripulantes de la estación puedan purificar su orina y otros líquidos residuales.

La tripulación del transbordador tiene previstos cuatro paseos espaciales para reparar el sistema de energía solar de la estación.

El puesto orbital, un proyecto de 100.000 millones de dólares en el que participan 15 países y que orbita a 354 kilómetros sobre la Tierra, lleva en construcción 10 años.

La NASA tiene previstas nueve misiones más para seguir su construcción y llevar suministros antes de que la flota de transbordadores se retire en 2010.