Publicado: 05.11.2014 12:18 |Actualizado: 05.11.2014 12:18

Los equipos críticos con el modelo de Iglesias también se postulan a la directiva

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Dos de los equipos más votados por los afiliados de Podemos han presentado este miércoles sus listas para la directiva de la formación. Lo han hecho conscientes de que el equipo de Iglesias ha presentado una lista con 62 candidatos que parten como claros favoritos, pero también con la esperanza de sentar a algunos de los defensores de sus documentos en el Consejo Ciudadano de Podemos.

Los equipos de Sumando Podemos y Construyendo Pueblo han decicido no hacerse a un lado, como sugirió Iglesias en Vistalegre en el caso de que no resultaran elegidas sus propuestas, y han anunciado su decisión el día en el que el CIS ha confirmado el ascenso de la formación en las encuentas, y el progresivo deterioro de los partidos tradicionales.

Echenique no será candidato al Consejo Ciudadano si las candidaturas se votan en bloque

La candidatura de Sumando Podemos al órgano directivo de la formación estará encabezado por Pablo Echenique, figura más visible de este grupo de trabajo junto con Teresa Rodríguez, que finalmente no presentará su candidatura a los cargos orgánicos de Podemos. El veto a la doble militancia que instaura el modelo escogido por la Asamblea Ciudadana, el de Iglesias, impide que Rodríguez, afiliada también a Izquierda Anticapitalista, se siente en uno de los sillones de la directiva, por lo que la eurodiputada ha decidido no formalizar esta candidatura.

Por su parte, el equipo Construyendo Pueblos, integrado por 9 círculos distintos, entre ellos el de Economía, ha presentado este miércoles la lista con sus 19 candidatos al Consejo Ciudadano, consensuada con los ponentes de Podemos Federarnos. Clara Marañón, cara más visible de Construyendo Pueblos, ha sido la persona más votada para encabezar esta lista, hecha pública apenas 12 horas antes de que se cierre el plazo para presentar candidaturas a los cargos orgánicos de Podemos.

El sábado, Sumando Podemos celebró un encuentro en Madrid en el que decidió la forma de abordar las elecciones a los cargos orgánicos de la formación, y en el que decidió que retiraría su candidatura al Consejo Ciudadano en el caso de que otros grupos presenten "sistemas de votación en plancha", candidaturas que deban votarse en bloque, que promueven la elección de listas completas.  En la votación de los documentos ético, político y organizativo de la formación, la decisión del equipo de Iglesias de presentar sus documentos en forma de pack no sentó nada bien al grupo de Echenique, que define su lista como "participativa y abierta".

El europarlamentario está al frente del equipo que propone Sumando Podemos, seguido por Víctor García, Beatriz Gimero, Diego Pacheco o Amelia Martínez Lobo, seleccionados a través de la plataforma Agora Voting tras el encuentro celebrado el pasado fin de semana, en el que participaron varios de los equipos que redactaron el documento de principios organizativos que lleva el mismo nombre, el segundo más votado, tras el del equipo de Iglesias, Claro que Podemos.

Por otra parte, ninguno de los integrantes de Sumando Podemos se postulará a la Secretaría General, para la que consideran a Iglesias "la mejor opción", y tampoco a la Comisión de Garantías Democráticas, ya que se consideran incapacitados para candidatarse a este órgano al haber optado a la directiva, para "mantener su independencia". En un encuentro clave para configurar Sumando Podemos, celebrado hace un mes en Madrid, el propio Echenique aseguró que no presentaría su candidatura a los cargos orgánicos de la formación porque le daba "pereza", pero ha decidido cambiar de idea para optar al órgano directivo de Podemos.

El documento político Construyendo Pueblos fue el segundo más votado tras el de Iglesias, haciéndose con más de 3.200 apoyos. El texto defiende la necesidad de redactar una nueva Constitución, o la de concurrir a las municipales bajo la marca Podemos, en contra de lo que establece el documento de Iglesias, elegido por la Asamblea Ciudadana. "Entendemos y creemos que incluso el equipo Claro que Podemos tendrá que entender, si hay un clamor de ciudadanía para presentarse a las primarias en algunos pueblos y localidades, que no cabrá otra que presentarse", ha asegurado este miércoles Jesús Marchante, miembro de este grupo de trabajo.

Marchante: "Entendemos que si hay un clamor de la ciudadanía, el equipo 'Claro que Podemos' tendrá que entender que no cabrá otra que presentarse a las primarias" En esta línea, el equipo de Construyendo Pueblos, uno de los más críticos con la línea del equipo de Iglesias, ha defendido que el documento del líder de la formación se ha quedado "un poco atrasado" respecto a las cosas que están sucediendo en materia de corrupción, como ha esgrimido Marchante, defendiendo que su propuesta es más completa en este sentido.

Marchante es el número dos de la lista que encabeza Clara Marañón, que asegura que esta es una candidatura "más política" que la de Iglesias, "más técnica", al estar integrada precisamente por varios miembros del equipo técnico de la formación. Marañón explica que su grupo ha confeccionado la lista a través de un sorteo entre integrantes de Construyendo Pueblos y Podemos Federarnos,  y que concurren para intentar "representar la pluralidad de Podemos", y dar continuidad a las ideas expresadas en su documento político.

En una rueda de prensa celebrada este miércoles en Madrid, los presentadores de esta candidatura han criticado también la decisión del equipo técnico de no celebrar un debate presencial entre los candidatos a la directiva de Podemos, reconociendo que "se dan las suficientes garantías democráticas" con el debate virtual que ya está teniendo lugar, pero afirmando que "un debate cara a cara permitiría reflejar mejor las distintas opciones, y permitiría la toma de las decisiones más adecuadas".

El documento de Construyendo Pueblos se centra en el rechazo a las medidas de austericidio, el fin de la impunidad de los crímenes del franquismo, la puesta en marcha de un programa de rescate ciudadano, la convocatoria de elecciones anticipadas y la apertura de un proceso constituyente en el que cada pueblo pueda tomar decisiones sobre "su futuro". Así, en un guiño al proceso soberanista catalán, Marañón ha disipado cualquier duda sobre la postura de este equipo de trabajo de cara a la independencia catalana y a la nueva consulta del 9-N, pronunciándose sobre un tema que Iglesias y su círculo han tratado con mucha cautela.

Democracia Directa: ¿Cómo sería la ley si la votaran los ciudadanos? Participa con tu voto y argumentos

http://www.quoners.es/q/voto-internet