Público
Público

La familia de Mari Luz Cortés pedirá un aplazamiento para que el juicio sea en abril

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Juan José Cortés, el padre de la niña onubense Mari Luz, asesinada en enero de 2008, y cuyo presunto autor será enjuiciado desde el próximo 16 de febrero, solicitará un aplazamiento de la fecha de la vista oral, con el fin de superar "una crisis familiar" que sufren en estos momentos.

Así lo ha explicado a Efe Cortés, que ha señalado que el juicio "llega en unas fechas en las que hemos pasado una crisis muy importante, y creo que realmente no estamos preparados", por lo que "vamos a intentar un aplazamiento para celebrarlo en abril, que consideramos que podremos pasar esa crisis".

Para el padre de la niña, el aplazamiento "ayudaría a llegar al juicio con más fuerza", además de que, preguntado por la posibilidad de no acudir a la vista, debido a la situación personal tan dura que supondría para él y su familia, ha señalado que "por respeto" a su hija nunca se ha planteado tal opción.

El juicio oral, salvo que prospere la petición de aplazamiento, comenzará el próximo 16 de febrero de 2011 en la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Huelva, con sesiones que se desarrollarán a lo largo de los siguientes días en la sala de vistas de la Sección Tercera, en la segunda planta del Palacio de Justicia de Huelva.

El principal acusado es Santiago del Valle, vecino de la familia de la niña en la barriada de El Torrejón de Huelva cuando se produjeron los hechos, y en el mismo procedimiento será juzgada la hermana de Del Valle, Rosa, aunque ella no está imputada directamente por el asesinato como su hermano.

Ambos serán juzgados por un tribunal profesional compuesto por tres magistrados, después de desecharse la idea inicial de que fuese un jurado popular el que se encargase de este caso, vista la resonancia pública que ha despertado en Huelva.

Mari Luz Cortés desapareció de su casa en Huelva el 13 de enero de 2008, y su cuerpo fue encontrado cincuenta días después flotando en un muelle de la ría de Huelva.

El presunto asesino de la niña fue detenido en una parada de autobuses de Cuenca el 25 de marzo de 2008.