Público
Público

La Fed, abierta a comprar bonos si eso calma mercados

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Reserva Federal dijo el miércoles que está preparada para comprar bonos de largo plazo del Tesoro estadounidense si eso ayuda a mejorar las condiciones de los mercados financieros, al tiempo que expresó cierta preocupación por un aumento en los riesgos de deflación.

En un comunicado difundido tras un encuentro de dos días de política monetaria, la Fed anunció además que dejó estables los tipos de interés, de cero al 0,25 por ciento, el mismo nivel acordado en diciembre y tal como se esperaba.

La Fed reiteró que los tipos se mantendrían en niveles excepcionalmente bajos por algún tiempo.

"El Comité está preparado para comprar bonos del Tesoro de largo plazo si las condiciones indican que tales transacciones serían particularmente efectivas en mejorar las condiciones de los mercados de crédito", dijo. En diciembre, la Fed sólo había dicho que estaba estudiando esa opción.

El Comité Federal de Mercado Abierto apoyó por 8 votos a 1 la decisión. El presidente de la Fed de Richmond, Jeffrey Lacker, votó en contra, diciendo que creía que la institución debía adoptar inmediatamente un programa para comprar bonos del Gobierno, en vez de mantener su foco en otra clase de activos.

Los precios de la deuda del Gobierno cayeron fuertemente tras difundirse el comunicado, sugiriendo que los inversores querían una señal más clara de que la Fed se convertiría en un comprador de bonos del Tesoro. Las acciones ampliaron sus ganancias y el dólar subió en los mercados cambiarios.

Con los tipos de interés cerca de cero, la Fed ha cambiado su atención hacia lo que su presidente Ben Bernanke llamó una "flexibilización crediticia", que apunta a activos y mercados específicos con la esperanza de restaurar los flujos de préstamos.

"Básicamente están abriendo sus billeteras y están listos a comenzar a comprar más activos y extender eso si es necesario", dijo Kurt Karl, consultor de Swiss Re en Nueva York.

"Esto debería ser positivo para todo el mundo. Están listos para expandir la cantidad de compras en los mercados hipotecarios y agencias. Había preocupación de que los límites llegaran pronto a un final", agregó.

El banco central estadounidense está tratando de evitar que la recesión derive en un período prolongado de caída de precios que pueda posponer la recuperación de la economía.

"El comité continúa anticipando que una recuperación gradual de la actividad económica comenzará posteriormente este año, pero los riesgos a la baja de ese panorama son significativos", dijo el comunicado.

"El Comité ve algunos riesgos de que la inflación pueda persistir por un tiempo debajo de las tasas que impulsan el crecimiento económico y la estabilidad de precios", agregó, sugiriendo preocupaciones por una eventual deflación.