Público
Público

El FIB traspasa su ecuador con el vibrante directo punk de The Prodigy

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Festival Internacional de Benicassim (FIB Heineken) traspasa hoy su ecuador con una noche de tendencia punk marcada por el esperado concierto de The Prodigy, un valor seguro en lo festivo, y la actuación de PiL, herederos vocales y musicales de The Sex Pistols gracias a John Lydon.

Actualmente, al menos en lo musical, The Prodigy es una pobre remezcla de aquel grupo que abanderó una nueva tendencia musical -acotada como tecno-punk- a finales de los años noventa, gracias a una de las obras clave de la historia de la música: "The Fat of the Land".

No obstante, con un nuevo disco publicado en 2009, la banda liderada por Liam Howlett intenta vivir un segundo momento de gloria que, cualitativamente, se acota únicamente a los escenarios, desde donde siguen teniendo un gran poder de convocatoria y se desenvuelven como verdaderos agitadores de masas.

Los "fibers", especialmente sus compatriotas, conocen bien las aptitudes sonoras y recreativas de este trío en directo, y muchos de ellos aseguran que es el principal motivo por el que han venido hasta la costa castellonense.

Precisamente, los jóvenes extranjeros son los que más están sufriendo el sofocante calor que registra este municipio (32 grados, según Aemet) y la elevada sensación de bochorno que se mantiene durante toda la noche.

Pero se encuentran en mayoría, y eso hace más llevaderos estos momentos de sol y resaca, al igual que facilita la diversión durante el resto del día.

El FIB es desde hace años territorio anglosajón, y los grupos, especialmente los cabezas de cartel, se escogen en función de su éxito en el Reino Unido; la comunicación entre los "fibers" también se maneja casi exclusivamente en este idioma.

Los que no entienden tanto de nacionalidades son los comerciantes de Benicassim, que en una etapa de dificultades agradecen estos días de "aire fresco" del festival, durante el que llegan triplicar sus ventas.

El poder de congregación del FIB es notable, incluso en coyunturas complicadas, tal y como demuestran los cerca de 34.000 jóvenes que se dieron ayer cita en su recinto para vivir una noche marcada por los ritmos africanos de Vampire Weekend y el recuerdo de Joy Division.

Además de The Prodigy, el punk tendrá su continuación en el concierto de PiL (Public Image Ltd.), banda liderada por el que fuera vocalista de The Sex Pistols, John Lydon.

Justo después de finiquitar la banda que convirtió "Anarchy in the UK" en un himno de rebeldía, Lydon dio vida a PiL, responsable de un disco referente: "Metal Box" (1979), que se ha reeditado treinta años después con reunión del grupo incluida para hacer una gira mundial.

Otro de los momentos clave de la noche será la actuación de Ian Brown, ex líder de unos de los grupos que acotó el sonido Manchester, The Stone Roses, y que ha realzado su irregular carrera en solitario con un brillante álbum, "My way", publicado el pasado año.

También habrá tiempo para la diversión y el gamberrismo ska de la mano de The Specials, referente de este estilo junto con Madness, y para el pop-rock electrónico de altos vuelos con los Klaxons.

En el apartado nacional, el FIB se convertirá en melancólico escenario para la despedida de uno grupos con mayor trayectoria en la escena independiente española: The Sunday Drivers, que certificarán su adiós definitivo tras muchos años de canciones y directos memorables.

Será la tercera y penúltima jornada de conciertos de un FIB que, pese a no contar con grandes nombres en el cartel y haber perdido por el camino de sus dieciséis años de historia buena parte de los ideales que motivaron su creación, sigue siendo uno de los puntos candentes del verano europeo.