Público
Público

El Gobierno no piensa cambiar su política económica pese a los seis millones de parados

El ministro de Hacienda asegura que no van a subir ni IRPF ni IVA, pero sí aumentarán otros impuestos. Guindos acepta el comodín de Bruselas y se pone 2016 como fecha para alcanzar el objetivo del 3%de déficit. Hasta ese a&ntil

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Gobierno de Mariano Rajoy no va a cambiar su política económica pese a la Encuesta de Población Activa (EPA) de ayer, que revelaba que por primera vez en la historia de la democracia en España hay más de seis millones de parados y de hecho no prevé que el desempleo baje del 25% hasta 2016.

No lo va a hacer, según la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, porque 'la política económica no se improvisa'. En realidad, es obvio que esa frase no es más que una repetición de lo que Bruselas ha ordenado a Rajoy tal y como dejó caer ayer el comisario de Asuntos Económicos, Ollie Rehn.

Según Sáenz de Santamaría, la austeridad y los recortes de Rajoy son positivos porque así lo dicen los datos macroeconómicos y aunque 'aún falta mucho para que esos datos se trasladen a la economía real'. La número dos del Gobierno aseguró que el PP 'no va a subir los grandes impuestos, IRPF e IVA' gracias a 'la reducción del déficit y los grandes esfuerzos de los españoles', aunque parece estar obviando un tema: el ministro de Economía, Luis de Guindos, reconoció esta semana que la caída del PIB iba a duplicar o triplicar las previsiones, por lo que en La Moncloa, llegado el momento, va a necesitar un extra de recortes o una subida de impuestos para llenar el agujero.

De hecho, Guindos, durante la presentación del nuevo plan de estabilidad, desveló que la caída de la economía en 2013 será del 1,3% (en lugar del 1,5% del que habló en The Wall Street Journal). Asimismo, y esto es una novedad, el Ejecutivo fija ahora 2016 como el año en que cumplirá con el objetivo de déficit del 3%, usando el comodín que le ha dado Bruselas a cambio de nuevas reformas. 

Por su parte, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, reconoció que el Gobierno no cree que el paro vaya a bajar del 25% hasta 2016. Su previsión es que la tasa acabe el año en el 27,1%; que en 2014 sea del 26,7%; que en 2015 ronde el 25,8% y que en 2016 toque el 24,8%. Montoro tuvo que reconocer, además, que Rajoy va a incumplir otra promesa: no reducirá el gravamen especial del IRPF hasta 2015, un año más tarde de lo prometido.

(Seguirá ampliación)