Publicado: 29.01.2014 16:40 |Actualizado: 29.01.2014 16:40

Gómez exige a González que pague de su bolsillo la posible indemnización a las empresas

El presidente de la Comunidad responde al líder del PSM que no entiende su "preocupación" por el pago a las concesionarias "que antes eran el demonio" de los hospitales que ya no serán privatizados. Las adjudicatar

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"Si las empresas piden indemnización, que el Gobierno, con su presidente a la cabeza, y los diputados del PP lo paguen de su bolsillo". Así lo ha exigido hoy el secretario general del PSM, Tomás Gómez, preguntado por las posibles consecuencias de la paralización del proceso privatizador de seis hospitales de la comunidad. 

Y es que la decisión de retirar definitivamente el plan privatizador de la sanidad madrileña puede acabar saliéndole caro al presidente de la Comunidad, Ignacio González. Las empresas adjudicatarias de los centros que ya no séran "externalizados" —Sanitas, Ribera Salud e HIMA San Pablo— pueden pedir  indemnizaciones por daños y perjuicios tras llevar meses con un proyecto paralizado que, además, ya no llegará a su fin. Eso, además de la devolución del aval que tuvieron que entregar para poder optar al concurso, que alcanzó cantidades millonarias. 

Según los socialistas madrileños, "Ribera Salud, que optaba a los hospitales de Vallecas y Arganda, aportó un depósito de 11,7 millones de euros; Sanitas, que pretendía quedarse con el de Coslada, entregó 4 millones, e HIMA San Pablo, que quería gestionar los de San Sebastián de los Reyes, Parla y Aranjuez, 11,2 millones".

Ninguna de estas empresas ha confirmado todavía si exigirá o no tales cantidades. Se encuentran, dicen, en proceso de estudio de la nueva situación, ya que ni siquiera habían sido informadas del proceso por el Gobierno regional. Se enteraron, aseguraron fuentes de Sanitas y Ribera Salud a Público, "por la prensa". Este diario ha intentado, sin éxito, contactar también con HIMA San Pablo.  

En cualquier caso, "e l Gobierno del PP ha actuado de forma temeraria y si las empresas piden indemnización, lo que tienen que hacer los miembros del Gobierno, con el presidente a la cabeza, es pagarlo de su bolsillo", opinó Gómez. "Y también el Grupo Parlamentario Popular que apoyó en la Asamblea de Madrid, en el Parlamento, las medidas de privatización, que lo paguen de sus bolsillos. Los madrileños no tienen por qué pagar los errores ni las actuaciones temerarias del Gobierno del PP", insistió.

Por su parte, el presidente de la Comunidad, Ignacio González, se ha mostrado "sorprendido" por la actitud del líder de los socialistas madrileños. "Me sorprende la preocupación del señor Gómez por los intereses económicos de las empresas cuando llevamos un año escuchándole de manera reiterada poco más o menos que las empresas eran alguien que quería venir a especular con la salud de los madrileños, que eran poco más o menos que el demonio, que aquí lo que había era el negocio y ahora parece que su preocupación es el negocio", ha indicado, informa Europa Press.

A juicio de González, "al señor Gómez y al PSOE no le ha importando nunca la sanidad de los madrileños", sino que "lo único" que hacen es "poner un panorama negro para tratar de sacar una rentabilidad política", como se acaba de ver "con esta incongruencia".  "Ahora, yo me alegro de que haya una cierta preocupación, sobre todo por parte de la oposición, por los intereses económicos de las empresas porque las hemos estigmatizado. Por la oposición poco más o menos eran unos especuladores que venían aquí a forrarse tenían negocios espúreos y querían ganar dinero a costa de los ciudadanos. Eso no se va a producir, según ellos, ahora al dejar en suspenso este proceso y sin embargo, les preocupa mucho los intereses económicos de las empresas", ha criticado a renglón seguido.

González ha añadido que si las empresas reclaman una indemnización, como dice el PSOE, es "porque hay unos terceros que han sido  adjudicatarios de un concurso público bien hecho". "Si esa circunstancia se produce es  porque hay alguien que ha presentado sus ofertas legalmente  y cumpliendo los requisitos de nuestros concurso, lo cual no deja de ser también destacable cuando hemos oído tantas cosas, barbaridades y medias en torno a esto", ha destacado.

Como ha venido diciendo desde el comienzo de la presentación del Plan de Sostenibilidad del Sistema Sanitario, el jefe del Ejecutivo autonómico ha defendido que ellos han puesto en marcha estas medidas en el ámbito sanitario con un "único objetivo", que es "proteger lo que otros no han hecho cuando han gobernado o no están haciendo con las actitudes que tienen", que es "el sistema público de salud para mantenerlo con la extraordinaria calidad que tiene, de manera gratuita y universal para todos".

Para esto, ha relatado, han puesto en marcha muchas medidas que han permitido "un gran ahorro". Así, ha relatado que en 2013, gracias al ahorro conseguido en Sanidad, que se puede cifrar entre 350-380 millones de euros, se ha conseguido mantener "la estabilidad o el equilibrio económico manteniendo todos los servicios de salud sin quitar ninguna prestación".

"El euro por receta permitió que en 25 días que estuvo en vigor ahorrar siete millones de euros", ha resaltado para precisar que con esta iniciativa se ahorraba por la receta pero, sobre todo, porque "se dejaba de dispensar medicamentos que ya no eran necesarios en ese momento porque los ciudadanos tenían en sus casas botiquines  que les permitían hacer eso".

La centralización de las compras, la atención por las tardes y eliminación de las horas extraordinarias son otras de las medidas de ahorro que ha citado González. Con todas ellas, ha indicado se ha podido dejar "el precio del transporte público o el agua sin subir y se va aplicar la mayor rebaja fiscal de la historia".