Publicado: 23.05.2014 10:54 |Actualizado: 23.05.2014 10:54

La Guardia Civil confisca varios cadáveres de la Complutense trasladados en bidones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Guardia Civil ha interceptado varios cubos con restos de cadáveres descuartizados en una nave de Arganda del Rey (Madrid) a donde fueron llevados el jueves desde unas instalaciones de la Universidad Complutense madrileña supuestamente de forma irregular, y así lo ha comunicado al Juzgado de guardia.

La interceptación ha sido fruto de una inspección realizada a raíz de la denuncia recibida en la Guardia Civil y la misma ha sido comunicada al Juzgado por si pudiera haberse producido falsedad documental ya que los cubos estaban supuestamente mal etiquetados como residuos pero no como restos humanos, por lo que han quedado inmovilizados, han confirmado a Efe fuentes de la Guardia Civil.

Tras una información publicada por el diario El Mundo el lunes pasado la Universidad Complutense informó de la apertura de un expediente para aclarar el hacinamiento de cadáveres en el Departamento de Anatomía y Embriología II de la Facultad de Medicina.

Precisamente, el Servicio de Prevención de la universidad mantendrá hoy una reunión en la sede de la Inspección de Trabajo en la que deberá presentar un protocolo de limpieza para el departamento de Medicina donde se acumularon cadáveres donados para la formación y la investigación.

Según ha adelantado hoy el mismo periódico agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil interceptó ayer el cargamento de cadáveres troceados que salieron de la Facultad de Medicina de la Universidad Complutense de Madrid el miércoles pasado.

Al parecer a primera hora de ese día se habían trasladado unos contenedores con restos de los cuerpos que se hacinaban en el departamento de Anatomía II, precintado un día antes por la Inspección de Trabajo.

Un camión de la empresa que tiene la contrata de recogida de residuos peligrosos en la Complutense se llevó hacia las 9.00 horas 26 cubos azules de 60 litros de capacidad cada uno ya precintados en la Facultad a una nave industrial de Arganda.

La nave, de una empresa de gestión de residuos químicos y biológicos, recibió los cubos que iban a ser tratados conforme a los residuos denominados como de clase 6, los llamados citotóxicos, es decir, los que pueden ser portadores de enfermedades infectocontagiosas.

Los agentes hallaron restos humanos en 14 cubos tras escanearlos con rayos XAnte las sospechas de que en los cubos había restos humanos y que por tanto no deberían haber sido gestionados como residuos de clase 6, los agentes del Seprona detuvieron el cargamento en la nave de Arganda antes de que partiera hacia Tarragona, donde en principio iban a ser trasladados los cubos para su incineración, según fuentes citadas por El Mundo.

Finalmente, los agentes hallaron restos humanos en 14 cubos gracias al uso de un escáner de rayos X, precintaron todos los recipientes y comunicaron el hecho al Juzgado de guardia de Arganda.