Público
Público

Henderson se lleva una etapa acortada por el fuerte viento

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El neozelandés Greg Henderson, del Team Columbia, ganó hoy la segunda etapa de la Vuelta a Murcia, con salida en Las Torres de Cotillas y final en Caravaca de la Cruz, y se convirtió en el nuevo líder de la ronda.

La carrera se vio afectada por un fortísimo y peligroso viento, lo que llevó a la organización a acortar el recorrido inicialmente previsto, de 175 kilómetros, y dejarlo finalmente en 100 kilómetros.

El recorrido inicial contemplaba dos pasos por la meta en Caravaca, y finalmente se decidió fijar la meta al primer paso por la Ciudad Santa.

El viento, como ocurriera en la primera entrega de esta vuelta, fue protagonista estelar.

Impulsado por éste, el murciano Pedro José Vera, quien ya ayer fue uno de los protagonistas, saltó del pelotón, llegando a tener una máxima ventaja de 4,42 minutos sobre el pelotón.

Por detrás, el Acqua e Saphone controlaba pero al tiempo dejaba hacer al escapado, quien pasó por la meta volante de Cieza-Memorial Mariano Rojas (kilómetro 32) con todavía 2,22.

A Vera se le unió en la escapada su compañero Oleg Chuzhda, aunque el intento de ambos murió a los cuarenta kilómetros. Poco después, saltaron del pelotón Juan Javier Estrada (Andalucía) y Vicente García (Andorra), aunque el primero se fue al suelo y el segundo fue neutralizado poco después.

En el kilómetro 65, a petición de los corredores, por el fuerte viento reinante, la organización de la carrera y el jurado técnico internacional deciden neutralizar la misma. Los corredores debieron seguir en bicicleta hasta tres kilómetros de la meta, cuando se dio una nueva salida real lanzada.

Así, en el kilómetro 97, se relanzó la carrera. Henderson se impuso al sprint por delante de Rubén Pérez (Euskaltel), quien, como ayer, volvió a rondar el triunfo.

En tercera posición quedó el compatriota de Henderson Julian Dean.