Público
Público

Igualdad Animal se descuelga de la Giralda de Sevilla para pedir la abolición de los toros

Los animalistas añaden un edificio emblemático más a su lista de escenarios singulares donde llevan a cabo actos de desobediencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Igualdad Animal ha sumado un edificio emblemático más a su lista de acciones en escenarios singulares con un descuelgue en la Giralda de Sevilla. Su intención, de nuevo, lanzar a la sociedad el mensaje de que es necesario respetar a los animales. La ciudad andaluza vive, a partir del 28 de abril, la Feria de Abril y la Maestranza acogerá corridas de toros hasta el 3 de mayo.

Además del monumento hispalense, los animalistas habían realizado anteriormente descuelgues en la plaza de toros de Las Ventas de Madrid, la Monumental de Barcelona y la Misericordia de Zaragoza. En estos dos últimos actos de desobediencia civil, también saltaron al ruedo con pancartas para pedir el fin de las corridas.

En esta ocasión, Tomás Eugenio Navas se descolgó en rappel a 80 metros del suelo a mediodía y, con la ayuda de otros activistas, desplegó una pancarta de 35 metros cuadrados en donde podía leerse Derechos para todos los animales, tauromaquia abolición (ver fotogalería).

'Ha habido bastante apoyo y mucha gente ha aplaudido, aunque siempre hay alguna persona que profiere insultos. Intentaron empujarle, pero no lo consiguieron', explicó a Público el portavoz de Igualdad Animal, Javier Moreno.

Después de veinte minutos suspendido, decidió bajar al suelo, donde le esperaban efectivos de la policía local y nacional. Fue detenido y trasladado a dependencias policiales, acusado de desórdenes públicos. Siete horas después, fue puesto en libertad.

Además de acciones en monumentos y edificios históricos, los animalistas también han realizado descuelgues en vallas con la silueta del toro de Osborne situadas en Valdemoro (Madrid) y Bruc (Barcelona). Al margen de sus iniciativas en contra de la tauromaquia, Igualdad Animal ha realizado liberaciones de animales en granjas y reivindicaciones por las calles de varias ciudades españolas.