Público
Público

Italia acelera la aprobación definitiva de su plan de ajustes

La votación se adelanta en el Senado al jueves para intenta frenar los ataques especulativos en la Bolsa

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Gobierno italiano ha metido la quinta marcha para tratar de aprobar de manera definitiva el plan de ajustes para los próximos cuatro años con el objetivo de recuperar la confianza de los mercados.

Esta mañana el presidente del Senado, Renato Schifani, anunció que la votación en la Cámara Alta podría tener ya lugar el próximo jueves coincidiendo con la publicacion de los test de estrés a la banca. La posibilidad de que una o varias entidades italianas no superen las pruebas ha sido una de las causas que han disparado los ataques especulativos desde el pasado viernes.

El Gobierno confía en que celebrar la sesión de aprobación definitiva de la maniobra programada por el ministro de Economía, Giulio Tremonti, podría lanzar una señal positiva.

El plan del Gobierno de Silvio Berlusconi es que el texto pase luego al Parlamento a principios de la semana que viene, aunque los partidos de la oposición han llegado a pedir que se haga una votación especial el próximo domingo. El Partido Democrático, Italia de los Valores, Unión de Centro, Futuro y Libertad, y Alianza por Italia, solicitaron esta medida e un comunicado por separado.

Ahora bien, esta solicitud no implica que todos vayan a aprobar loos recortes propuestos por Tremonti. El total del plan de ajustes tiene una cuantía de 68.000 millones de euros, de los cuales, 17.000 pertenecen a una reforma fiscal que aún no ha sido dibujada por el Gobierno.

La mayor parte de los recortes de Tremonti llegarán entre 2013 y 2014 De los 51.000 millones restantes, la gran mayoría, 45.000 empezarían a aplicarse en el bienio 2013-2014, es decir, en la próxima legislatura, algo que para la oposición, si se quiere mandar un mensaje contundente a los mercados, no bastaría. Los recortes afectan sobre todo a las pensiones, la sanidad y los ministerios, aunque han sido vistos por la oposición como injustos ya que el aumento de algunos impuestos afectará directamente a las rentas más bajas. 

Tremonti abandonó esta mañana la reunión del Ecofin en Bruselas una hora antes de que terminara y puso rumbo a Roma para ultimar todos los detalles. Además se reunirá con los principales líderes de la oposición. 'Voy a Roma a cerrar la maniobra', dijo a los periodistas.

Con ese ajuste, el ministro de Economía asegura que Italia llegará al déficit cero a 2015, una jugada que se antoja difícil sin el rigor necesario, ya que la deuda pública italiana corresponde al 119% de su PIB y esta es otro de los motivos por el que la especulación se ha cebado estos días con Italia.