Público
Público

La Junta Militar egipcia niega que el Ejército disparase a los coptos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La junta militar que gobierna Egipto negó hoy que el Ejército hubiese utilizado armas de fuego contra los manifestantes coptos (cristianos egipcios) durante los disturbios del domingo pasado en El Cairo, que causaron al menos 25 muertos.

"Si (el ejército) hubiera utilizado armas de fuego, las consecuencias habrían sido desastrosas", afirmó en una rueda de prensa el portavoz del Consejo Superior de las Fuerzas Armadas, el general Adel Emara.

El general desmintió de forma tajante que vehículos conducidos por militares atropellasen a civiles, como han denunciado testigos presenciales y heridos en los disturbios, y señaló que "si eso sucedió, fueron otras personas las responsables".

"Primero los manifestantes atacaron con piedras a los tanques y después un civil entró en un carro para conducirlo y pasó por encima de vehículos y de gente", señaló.

En la rueda de prensa, los militares mostraron vídeos con los que la juntar trató de demostrar la responsabilidad de "elementos" entre los manifestantes que generaron el estallido de violencia.

Emara aseguró que los soldados presentes frente al edificio de la radiotelevisión egipcia no estaban armados.

El portavoz defendió que los militares intentaron evitar la confrontación con los civiles, y que por ello retiraron de allí algunos carros blindados

En una comparecencia llena de tensión, Emara acusó también a ciertas "personalidades egipcias", sin especificar cuáles, de incitar a la violencia para "justificar una petición de injerencia extranjera".

Asimismo, confirmó que se registraron víctimas mortales entre los militares, aunque no se ha anunciado su número "para no dañar la moral de las Fuerzas Armadas".