Publicado: 05.03.2014 13:13 |Actualizado: 05.03.2014 13:13

Más de la mitad de los adolescentes va de botellón

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

En el último mes, más de la mitad de los jóvenes de entre 14 y 18 años han asistido a un botellón. El consumo de alcohol en estas edades ha aumentado casi nueve puntos porcentuales en los dos últimos años y la ingesta de bebidas alcohólicas es cada vez más prematura, rozando los 14 años.

Este es el panorama que refleja la Encuesta Estatal sobre Uso de Drogas en Enseñanza Secundaria, un informe que ha sido presentado por el delegado del Gobierno, Francisco Babín, en el que asegura que "más del 80% de estudiantes dicen haber consumido alcohol en este último año".

Francisco Babín achaca este aumento, entre otros factores, a la percepción que tienen los menores de disponibilidad del alcohol. Una ley vigente impide la compra por parte de los menores de bebidas alcohólicas pero este estudio revela la facilidad que encuentran los jóvenes para realizar esta compra: más de un 60% lo adquieren en supermercados y un 57,7 % lo hace en bares o pubs. El delegado del Gobierno para el Plan de drogas no ha querido pronunciarse sobre el desarrollo de la ley que trabaja el Ejecutivo para mejorar esta legislación, aunque ha asegurado que "se presentará el proyecto en breve". 

Los jóvenes que acuden a un botellón suelen realizar el binge drinking, es decir, la ingesta de 5 o más copas en un corto periodo de tiempo. Otro de los factores que el estudio relaciona con el botellón es el consumo de otras sustancias nocivas.

Durante estos dos años se ha registrado un aumento del consumo en mujeres, sector en el que se encuentra más extendida la ingesta de drogas legales como el tabaco, alcohol o hipnosedantes. "Cada vez las mujeres fuman y beben más, incluso en edades tempranas", ha manifestado Babín. En cambio, el consumo de drogas ilegales se encuentra más extendido entre los hombres. 

Los jóvenes que acuden a un botellón suelen realizar el 'binge drinking', es decir, la ingesta de 5 o más copas en un corto periodo de tiempo.Las repetidas campañas contra el tabaco comienzan a hacer efectos en la sociedad, encontrando un descenso que se mantiene desde hace varios años. En líneas generales, el cigarro es percibido como una sustancia nociva para la salud por casi el 90% de los jóvenes. Con respecto al cigarrillo electrónico, Babín ha asegurado que el Ejecutivo se acatará a la normativa europea, aunque considera que su uso "propicia la idea de fumar". 

En cambio, el cannabis tiene mayor aceptación entre los estudiantes, siendo la droga ilegal más consumida. El informe liga esta sustancia con el fracaso escolar: el 44% de repetidores de curso han consumido cannabis en el último año.

Por primera vez, este estudio incorpora un apartado para las drogas emergentes que presentan prevalencias de consumo más bajas. Las más consumidas son las "setas mágicas" (2,2%), el Spice (1,4%) y la ketamina (1,1%).

La abundancia de sustancias ha dado como resultado que cada vez sea más frecuente encontrar un patrón de policonsumo, donde se consumen dos o más drogas. En nuestro país, de cada 10 estudiantes, cuatro consumen dos o más sustancias.

Esta encuesta bienal, que incluye una muestra de 27.500 estudiantes de entre 14 y 18 años, de 750 institutos o centros de formación profesional, muestra que los hipnosedantes son una preocupación reciente, puesto que es una droga que no ha dejado de aumentar desde hace varios años, sobre todo en mujeres. Casi un 20% ha consumido alguna vez un hipnosedante, con o sin receta. 

En lo que se refiere al resto de drogas, el consumo se encuentra más o menos estable: la cocaína se encuentra en valores inferiores a los de 1998, las anfetaminas, éxtasis y heroína siguen en un estable descenso.