Público
Público

Mayor uso de bicicletas en las ciudades salva vidas y reduce CO2

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Kate Kelland

Los esquemas de incentivo al uso debicicletas que tienen ciudades como Barcelona o Londres salvanvidas y reducen las emisiones de gases de efecto invernadero,según un estudio publicado el viernes.

Los sistemas destinados al mayor uso de bicicletas se estánvolviendo cada vez más populares en ciudades de todo el mundo yya existen más de 360 en funcionamiento, aunque su principalobjetivo suele ser aliviar los problemas de tránsito en lugarde mejorar la salud.

No obstante, expertos del Centro para la Investigación enEpidemiología Ambiental de Barcelona hallaron en un estudio quecada año se evitan unas 9.000 toneladas de contaminación condióxido de carbono (CO2) y se salvan cerca de 12 vidas con elesquema de esa ciudad española, introducido en marzo del 2007.

"Las políticas activas de transporte como los sistemas paracompartir bicicletas promueven la actividad física entre lapoblación y son buenas para mejorar la salud pública y reducirlos gastos en servicios sanitarios", dijo David Rojas-Rueda,cuyo estudio fue publicado en British Medical Journal.

El equipo de Rojas-Rueda usó un modelo matemático deimpacto sanitario para integrar datos de estudios científicos einformación sobre transporte local.

A partir de ello, los expertos estimaron la cantidad demuertes relacionadas con el transporte en bicicleta comparadocon el automotor, teniendo en cuenta tres factores principales:actividad física, accidentes de tránsito y exposición apolución ambiental.

También estimaron la reducción de la emisiones de dióxidode carbono.

Observando el esquema de Barcelona, calcularon un aumentoanual de 0,13 muertes por contaminación del aire y 0,03 muertespor accidentes de tránsito entre los ciclistas, comparado conlos usuarios de automóviles.

Pero como resultado de los altos niveles de actividadfísica, se evitaron 12,46 fallecimientos, lo que genera untotal de 12,28 muertes evitadas entre los ciclistas cada año,indicaron los investigadores.

El equipo también estimó una disminución en las emisionesde CO2 de más de 9 millones de kilogramos, o 9.000 toneladas,anuales, equivalente al viaje de 1.800 personas de Sidney aLondres ida y vuelta.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda quelos adultos realicen al menos 150 minutos de ejercicio moderadopor semana, lo que podría lograrse caminando 30 minutos cincodías por semana o yendo a trabajar en bicicleta todos losdías.

El esquema barcelonés fue lanzado en marzo del 2007 y paraagosto del 2009 había suscriptas más de 182.000 personas, esdecir el 11 por ciento de la población de la ciudad.

La distancia promedio realizada en bicicleta un día laboralfue de 3,29 kilómetros, en un promedio de 14 minutos, según losresultados del estudio.

Los investigadores dijeron que esta evaluación inicialsugiere que es importante "alentar a las ciudades a cambiar eluso de automóviles por el de bicicletas y estimular laimplementación de sistemas para compartirlas con el fin demejorar la salud de la población".

El alcalde de Londres, Boris Johnson, que hace un año lanzóun esquema similar al de Barcelona en la ciudad británica, dijoque los londinenses han realizado más de 6 millones de viajesen bicicleta desde julio del 2010.