Público
Público

Mayor Oreja se une a Rouco para recoger firmas contra el aborto y presionar a Rajoy

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En pleno debate interno en el seno del PP por decidir hasta dónde debe llegar la reforma de la ley del aborto, el vicepresidente del Grupo Popular Europeo (PPE-DE) ha ido un paso más allá y se ha unido a la Iniciativa Ciudadana Europea Uno de nosotros - One of Us, que 'busca la protección jurídica de la vida y la dignidad humanas desde su concepción'. La Fundación Valores y Sociedad, presidida por Jaime Mayor Oreja, es una de las entidades patrocinadoras en España de esta iniciativa, que quiere lograr un millón de firmas. Precisamente, el presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Antonio María Rouco Varela, ha instado a los religiosos y católicos españoles a firmar en la web de este movimiento, que se ampara en la sentencia del caso Brüstle / Greenpeace, por el cual, el Tribunal de la UE reconoció en el embrión el principio del desarrollo del ser humano.

Uno de nosotros pretende, asimismo, que el millón de firmas sirvan para establecer un nuevo principio presupuestario que actúe en 'coherencia' con esta sentencia de la UE, argumentan sus promotores. Es decir, el mismo debe vigilar por que 'ningún proyecto de presupuesto pueda ser aprobado para la financiación de actividades que destruyan embriones humanos o que presupongan tal destrucción'. Asimismo, se pide la modificación de los 'principios éticos' en materia de investigación que rigen para el Programa Marco de Investigación e Innovación de la UE (2014-2020) Horizonte 2020. En este sentido, la Iniciativa Europea busca, asimismo, que el presupuesto comunitario no sea concedido hasta que no se garantice el respeto a la vida del embrión. Entre las 'actividades que destruyen embriones humanos', según Uno de nosotros, están la técnica de fecundación in vitro o las investigaciones con células madre, como la recientemente exitosa de la Universidad de Salud y Ciencia de Oregón (EEUU), que ha abierto grandes expectativas para la curación de enfermedades hasta ahora sin tratamiento definitivo.

La polémica sobre la reforma de la ley del aborto del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero sobre la que trabaja el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, está enfrentando no sólo al PP con el resto de formaciones políticas y colectivos feministas, sino también a miembros del partido entre ellos, en función de sus posiciones más o menos conservadoras. Gallardón ha asegurado en diversas ocasiones que pretende eliminar el supuesto de malformación para permitir la interrupción del embarazo, aunque desde el Gobierno de Mariano Rajoy -incluido el presidente mismo- se han apresurado a asegurar que aún se trabaja en la reforma y 'no hay nada decidido' sobre su contenido. La iniciativa europea a la que ahora se suma Mayor Oreja con especial protagonismo es un reflejo del enconado debate en el seno del PP, toda vez que al europarlamentario se han sumado los diputados Eugenio Nasarre (PP) y Carlos Salvador (UPN-PP) o el senador Luis Peral (PP). La controversia, a la que se añade la presión de Rouco y la Conferencia Episcopal, que busca derogar la ley, amenaza incluso con posponer la reforma de la ley hasta el final de la legislatura, según reconocen en el Gobierno.