Público
Público

Montilla y Mas se acusan mutuamente de mentir y de falta de responsabilidad por la sequía

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente catalán, José Montilla, y el jefe de la oposición, Artur Mas (CiU), se han acusado hoy mutuamente de "mentir" a los catalanes y de "falta de responsabilidad" en sus respectivas actuaciones para hacer frente al problema de la sequía en Cataluña.

Montilla y Mas han protagonizado un agrio debate en la sesión de control del Parlament, un clima nada propicio para que gobierno y oposición afronten ahora juntos otras cuestiones, como acordar una propuesta catalana sobre el nuevo modelo de financiación, tal y como propuso ayer el conseller de Economía, Antoni Castells, por encargo del presidente de la Generalitat.

La decisión de prolongar el minitrasvase del Ebro hasta Barcelona ha centrado el debate, en el que Mas ha acusado a Montilla y a sus socios del tripartito (ERC e ICV-EUiA) de "mentir" y "engañar al pueblo catalán" por haber aceptado, en un gesto de "falta de liderazgo", la opción impulsada por el Gobierno, sobre todo después de que las fuerzas de la izquierda firmasen en 2003 un documento en el que rechazaban la interconexión de cuencas.

Por contra, el presidente catalán ha ensalzado el hecho de que su gobierno ha ejercido como tal y ha tomado una decisión "sin esperar a que lloviese, como hicieron ustedes (CiU)", asumiendo el "desgaste y el ruido" que su decisión de prolongar el ministrasvase del Ebro pueda tener para el gobierno catalán.

Montilla ha acusado a Mas de "mentir" porque la prolongación del ministrasvase que defendía CiU cuando gobernaba era permanente y captaba un caudal de 120 hectómetros cúbicos, mientras que el que se va a llevar adelante sólo capta 50 y en momentos "puntuales y de emergencia". "No hablamos de lo mismo", ha apuntado.

Mas ha denunciado "improvisación" en la Generalitat por optar por la opción del Ebro cuando fue descartada porque, según los cálculos de la conselleria de Medio Ambiente, esta obra tardaría en realizarse 21 meses, cuando ha sido la opción finalmente escogida porque el Gobierno lo ve posible es sólo seis meses.

Mas ha recordado que CiU ya ha pedido disculpas por su "error" de apoyar el Plan Hidrológico Nacional que impulsó el Gobierno del PP, "pero no nos equivocamos en la interconexión de redes y ustedes presumieron" de estar en contra e incluso "les dieron hasta un pin de oro de la Plataforma del Ebro, y ahora la hacen".

En este punto, el líder de CiU se ha dirigido a Montilla y le ha espetado: "Usted es el director de orquesta, ¿qué responsabilidades piensa asumir porque muchas cosas no se han hecho bien".

"La gente, los catalanes, tendrán agua en otoño llueva o no llueva... ésta es nuestra responsabilidad", ha contestado Montilla, que ha asegurado que los 21 meses que previó la Generalitat para prolongar el minitrasvase fue un error que obedeció a un estudio elaborado en la etapa de gobierno de Convergència.

Montilla ha negado que mienta ya que, a diferencia de CiU, el proyecto de interconexión no es permanente, ni tiene la dimensión, ni el trazado, ni captará la misma cantidad de agua que la que ideó CiU.

Montilla también ha acusado de "mentir" al presidente del PP catalán, Daniel Sirera, que ha recordado que el trasvase de agua del Ebro pudo haberse hecho en 2002 con cargo a los fondos de la Unión Europea, mientras que ahora deberá pagarlo íntegramente el Estado.