Público
Público

Netanyahu se reúne con los colonos judíos para rebajar la tensión por la moratoria

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, tiene previsto reunirse hoy con dirigentes de los colonos judíos en un intento de rebajar la tensión de los últimos días por la moratoria en la construcción en las colonias de Cisjordania.

Netanyahu estudia ofrecer en un encuentro en Tel Aviv con los residentes en los asentamientos alternativas como más financiación para escuelas y otros servicios públicos, informan medios de comunicación locales.

La reunión se produce después de que esta semana colonos judíos protagonizaran actos de desobediencia civil cuando funcionarios de Defensa acudieron a diferentes asentamientos en Cisjordania con el objeto de supervisar la aplicación de la moratoria, declarada la semana pasada por Netanyahu.

El primer ministro israelí ha reiterado que tras vencer el plazo de diez meses establecido, Israel volverá a edificar en las colonias.

Un destacado dirigente de los colonos, Pinjas Wallerstein, declaró hoy a la radio del Ejército israelí que sus seguidores no tienen intención de suspender la construcción en las colonias.

Wallerstein exhortó a sus vecinos a declarar "una lucha inflexible contra el decreto antisemita y racista de Netanyahu".

En un intento de sofocar los ánimos, el ministro de Defensa, Ehud Barak, prometió ayer restablecer el poder de los alcaldes de las colonias para aprobar renovaciones menores en edificios como el cierre de balcones o la construcción de pérgolas en patios, que inicialmente habían sido derogados con la entrada de la moratoria.

Desde el pasado viernes, cuando entró en vigor la paralización parcial en la edificación en Cisjordania, Netanyahu, Barak y otros miembros del Ejecutivo han mantenido reuniones diarias para seguir la aplicación de la medida.

El jefe del Gobierno israelí dice que está destinada a fomentar la confianza para devolver a los palestinos a la mesa de negociación, paralizada desde comienzos de año.

Los palestinos rechazan la medida que consideran insuficiente porque no incluye Jerusalén Oriental, ni tampoco la construcción de edificios cuya cimentación ya ha sido iniciada, así como infraestructuras públicas como escuelas, parques, sinagogas o centros de salud.

Mientas, el Estado de Israel ha informado al Tribunal Supremo que debido a la moratoria se pospondrán las evacuaciones de enclaves considerados ilegales por las autoridades israelíes en Cisjordania (según el derecho internacional todo asentamiento lo es), debido a que el personal que se requiere para ello estará ocupado en garantizar el cumplimiento de la moratoria.

Israel comenzó a construir asentamientos en Cisjordania tras la ocupación de ese territorio en la Guerra de los Seis Días (1967), donde en la actualidad residen más de un cuarto de millón de colonos judíos.