Público
Público

Orgullosos y sorprendidos los abuelos gallegos de la nueva Miss Universo

Recibieron la noticia por teléfono ya que ningún canal retransmitó la gala

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Celia Acuña y Emilio Fernández, abuelos de Miss Universo, y originarios del municipio pontevedrés de Nigrán, vivieron con nerviosismo y mediante el teléfono, la coronación de su nieta, Stefanía Fernández, como la mujer más hermosa del mundo.

Los abuelos contaron que ningún canal de televisión retransmitía la gala de Miss Universo, por lo que recibieron la noticia por el teléfono desde Bahamas y Venezuela, ya que estaban en contacto permanente con su hijo, padre de la Miss.

'Pusimos la televisión a ver si veíamos algo pero no pasaron nada en estos canales', dijo la abuela.

Acuña, afirmó que su marido y ella estuvieron en comunicación con sus hijos, y que toda la familia desde las 02:00 hasta las 04:00 horas, momento en el que acabó el acto y en el que se realizó la coronación, estuvieron pendientes del teléfono. '¡Había salido reina mi nieta!', manifestó Acuña emocionada.

Además, afirmó que 'fue una ilusión muy grande, lloramos de alegría los dos aquí', e indicó que ya no pudieron conciliar el sueño esa noche. 'Estamos muy contentos, con mucha alegría, orgullosos de mi nieta y le deseamos que deje a Venezuela en alto y que haga una buena obra en su reinado de Miss Universo', declaró Acuña.

El mayor deseo de la abuela es que 'le vaya muy bien' ya que, comentó, para Stefanía Fernández, es una vocación que tiene desde su infancia.

'De pequeña era muy coqueta, muy presumida, todo era para modelar, cualquier cosita', dijo Acuña, además afirmó que 'se ponía vestidos de la mamá o zapatos, e iba desfilando por delante del espejo a ver como salía y siempre le decía al papá que iba a llegar a Miss, ¡siempre!'.

Por su parte, Emilio Fernández, afirmó que mantuvo la esperanza de que su nieta fuese a alcanzar un buen puesto, pero indicó que nunca pensó en que iba a ser el primero, al ser la anterior Miss Universo, Dayana Mendoza, también venezolana.

Por ello, antes de la gala recomendó a su hijo: 'No cuentes los pollos antes de nacer, porque no va a ser otra vez, sino que puede llegar al tercer y cuarto puesto y, si llega ahí no está mal, pues la muchacha luchó, trabajó y quedamos contentos'.

Fernández recordó su sorpresa cuando lo llamaron para comunicarle que quedaban cinco misses con pretensiones de alcanzar el título y que, entonces, esperó a que le llamaran de nuevo. 'Ese alboroto de llamadas de todos ellos, dando gritos de alegría y contentos. Nosotros estamos contentos también porque somos los abuelos', subrayó Fernández.

Por otra parte, afirmó que su nieta ya estuvo en la casa de ambos, situada en la parroquia viguesa de Saiáns, cuando 'vinieron a visitarnos' en unas vacaciones de 90 días con su padre y dos hermanos.

'Quedaron encantados del paisaje que vieron aquí, por Baiona o Santiago de Compostela y muy contentos del puerto de mar que tenemos, de esta ría y de nuestra gastronomía', dijo Fernández, quien además señaló que 'quedaron de volver cuando puedan, porque ellos añoran esta tierra'.

El abuelo de Miss Universo matizó que 'es muy difícil hablar ahora con ella, hasta que se sitúe' e indicó que su nieta partía hoy en dirección a Nueva York con la anterior Miss Universo, para 'ver el apartamento que le dan como residencia y conocer lo que tiene que hacer'.

Además, añadió que a finales de este mes tiene que trasladarse a Caracas para acudir al certamen de Miss Venezuela y que, ese momento, es el único en el que podrán tener contacto con ella telefónicamente, ya que 'venir aquí a visitarnos es muy prematuro ahora y no sabemos cuando podrá ser'. Fernández concluyó la entrevista diciendo que el padre de Stefania 'nació en Nigran' y que su madre en Venezuela, por eso, ella tiene 'el 50 venezolano y el 50 gallego'.