Público
Público

Las personas con mascotas tendrían mejor salud cardíaca: estudio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los propietarios de mascotas que sufrenenfermedades crónicas parecen tener corazones más saludables quequienes viven sin un animal de compañía, ya sea que tenga pelo,plumas o escamas, según señala un estudio japonés.

En los resultados publicados en American Journal ofCardiology, los investigadores que estudiaron a casi 200personas hallaron que quienes poseían una mascota contaban conuna mayor variabilidad de ritmo cardíaco que aquellos sin unanimal en el hogar.

Eso significa que sus corazones responden mejor a lasexigencias de cambios corporales, como bombear más rápidodurante situaciones de estrés. Una variabilidad reducida serelaciona con un riesgo mayor de morir por un problema cardíaco.

"Entre los pacientes con una enfermedad coronaria, losdueños de mascotas muestran una supervivencia un año mayor quequienes no son propietarios" de un animal, escribió el autor,Naoko Aiba, de la Universidad de Kitasato en Kanagawa, cerca deTokio.

Para el estudio, el equipo de Aiba siguió a 191 personas condiabetes, presión arterial alta o colesterol elevado durante 24horas, usando un monitor cardíaco durante todo el tiempo. Surango de edad iba de alrededor de los 60 años a casi los 80.

Los investigadores también preguntaron sobre las actividadesdiarias y sobre si tenían o no mascota. Aproximadamente cuatrode cada 10 personas poseían un animal, pero más allá de eso losdos grupos eran similares, dijo Aiba.

En lo que respeta a los dueños de mascotas, aproximadamenteun 5 por ciento de sus latidos diferían en 50 milisegundos enextensión. Para los que no tenían un animal, se situó en el 2,5por ciento, lo que significa que el ritmo cardíaco cambiabamenos.

Hasta ahora, nadie sabe qué causó la diferencia entre ambosgrupos. Podría deberse de algún modo a las mascotas, o podríaser que haya diferencias entre quienes escogen tener una mascotay quiénes no.

"Mi suposición es que las mascotas son una forma de apoyosocial, y de ahí reducen el estrés y pueden satisfacer algunas,aunque no todas, las necesidades de compañía", dijo a ReutersHealth Judith Siegel, profesor de la Facultad de Salud Públicade la UCLA, que no participó en el estudio.

"No creo que nadie tenga una buena referencia aún sobre porqué existen estas discrepancias", añadió.

Los investigadores japoneses advirtieron que sólo habíanseguido a las personas un día y que habían de considerarse otrosfactores en el futuro, como potenciales diferencias entre losdistintos tipos de mascotas.

Erika Friedmann, profesora de la Escuela de Enfermería de laUniversidad de Maryland, dijo que el estudio es un paso másrespecto a algo ya conocido, la conexión entre tener una mascotay la salud de una persona.

"Estamos entrando en la vida diaria de una persona, y eso eslo emocionante", dijo Friedmann, que tampoco participó en elestudio pero ha hecho investigaciones similares.