Publicado: 01.04.2014 11:34 |Actualizado: 01.04.2014 11:34

PISA sitúa a los escolares españoles a la cola de OCDE en resolver problemas diarios

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los resultados de los alumnos españoles de 15 años en la resolución de problemas de la vida real son inferiores a la media de la OCDE, como también sucede con las pruebas de Matemáticas, Lectura y Ciencias, conocidas el pasado diciembre.

Según datos de la última Evaluación Internacional de Estudiantes (PISA 2012) publicados este martes, España obtiene 477 puntos en habilidades para solucionar problemas cotidianos, la media es de 500 y el país europeo mejor situado es Finlandia, con 523.

Además, el 28,5% de los estudiantes españoles es incapaz de afrontar con éxito cuestiones cotidianas, frente al 21,4% de los 28 países participantes de la Organización para el Desarrollo y la Cooperación (OCDE). En contraste, el 7,8% de los españoles resuelve con brillantez los problemas y se pueden clasificar entre "los de mayor rendimiento", aunque son menos que en la OCDE (11,4 % de media).

Sólo aquellos con mayor rendimiento en las pruebas de Matemáticas son también los que obtienen mejores resultados en los problemas de la vida real al igual que los de otros países con niveles similares en dichos conocimientos, según las conclusiones del informe. España ocupa el puesto 29 entre todos los participantes (44) en este tipo de pruebas y el 23 si se tiene en cuenta sólo a los 28 países de la OCDE.

Según aprecia el informe, el nivel medio de España (477) no difiere mucho de países como Polonia (481), Eslovaquia (483), Eslovenia (476), Serbia (473) y Croacia (466), aunque por debajo de Suecia (491), Portugal (494), Alemania (509), Italia (510) y Francia (511).

La puntuación media obtenida por España se corresponde con el nivel 2 de las competencias de los 6 establecidos por PISA, por lo que un alumno medio español de 15 años sería capaz de interpretar un mapa de carreteras de la ruta más corta cuando el tiempo de cada itinerario viene marcado o comprar el billete más barato, combinando tren/autobús en una ciudad en la que nunca ha estado.

Sin embargo, tendría dificultades para comprar la combinación de billetes si surgieran complicaciones como perder uno de los medios de transporte. Tiene también dificultades para manejar y programar aparatos electrónicos complejos cotidianos como un mp3, un robot aspiradora o el termostato del aire acondicionado/calefacción.

El rendimiento de los españoles en las pruebas PISA 2012 en Matemáticas, Lectura y Ciencias también fueron inferiores a las medias de la OCDE, según los datos publicados en diciembre pasado. El estudio presentado apenas detecta diferencias entre chicos y chicas a la hora de resolver los problemas en España, aunque hay más proporción de varones entre los mejores. Sin embargo, sí se aprecia que los alumnos de origen inmigrante tienen un nivel "significativamente" inferior al de resto de estudiantes.

El informe explica que la diferencia de resultados entre los propios estudiantes españoles puede deberse en parte a su "limitado compromiso cuando se enfrentan a situaciones y dispositivos electrónicos desconocidos", tal y como se ha detectado entre las pruebas realizadas en soporte de papel y las desarrollados en ordenadores. España participó con una muestra de 2.709 estudiantes de 368 centros educativos (181 de muestra estatal y 187 de las ampliaciones de las comunidades autónomas); en total, fueron 85.000 alumnos de 15 años de 44 países.