Público
Público

Salgado se despide entre lágrimas de la afición del Bernabéu

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Míchel Salgado se despidió emocionado de la afición del Real Madrid en el estadio Santiago Bernabéu, acompañado de sus dos hijos, Miguel Ángel y Mariluz, y cerró sin poder aguantar las lágrimas diez años de madridista.

El Real Madrid homenajeó a Míchel Salgado en los minutos previos a la XXXI edición del Trofeo Santiago Bernabéu. El defensa gallego fue recibido en pasillo por sus ex compañeros y los jugadores del Rosenborg, y de la mano de sus dos hijos, dijo adiós desde el centro del campo donde estaban colocados todos los títulos que ha ganado en diez temporadas.

La cerrada ovación y los gritos de Míchel desde la grada provocaron que el defensa gallego no pudiese contener las lágrimas. Se marcha a Inglaterra, para jugar dos años en el Blackburn Rovers, tras ganar dos Copas de Europa, cuatro Ligas, tres Supercopas de España, una Supercopa de Europa y una Copa Intercontinental.

En el Bernabéu destacaron dos pancartas de grandes dimensiones dedicadas a Míchel Salgado. "Único e irrepetible" en el fondo norte junto a una foto suya con la camiseta del Real Madrid. "Diez años de coraje madridista. Gracias Míchel", en el fondo sur.

Además, antes del inicio del encuentro se presentaron los cuatro fichajes que no habían podido realizar su puesta de largo en el estadio Santiago Bernabéu.

El argentino Ezequiel Garay, los jugadores nacidos en la cantera madridista Esteban Granero y Álvaro Arbeloa, más Xabi Alonso fueron presentados desde megafonía y caminaron hasta el círculo central disfrutando de las cerradas ovaciones de la grada.

También pisó el césped del coliseo blanco la atleta Marta Domínguez, brillante campeona de 3.000 obstáculos en el Mundial de Berlín, que realizó el saque de honor y también fue ovacionada por la afición que llenó el Bernabéu.