Publicado: 05.06.2014 14:19 |Actualizado: 05.06.2014 14:19

Santander cierra la venta del Edificio España al magnate chino Wang Jianli por 265 millones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Santander ha cerrado la venta del Edificio España, el emblemático inmueble de la Plaza de España de Madrid, a Dalian Wanda Group, corporación del magnate chino Wang Jianli, por un importe de 265 millones de euros. La entidad que preside Emilio Botín asegura que el impacto de la operación sobre su capital y su cuenta de resultados será "inmaterial".

A mediados de marzo saltó la noticia de que el empresario más rico de China, Wang Jianlin, había presentado una oferta por el antiguo rascacielos, y el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, aseguró entonces que la venta estaba cerrada. No obstante, el Banco Santander, que recibió otras propuestas de inversores dispuestos también a adquirir el inmueble, no ha oficializado hasta ahora la venta al empresario asiático, que pagará cinco millones más de lo que se barajó inicialmente.

Santander, a través de un fondo de Banif Inmobiliario, compró este inmueble a Metrovacesa por casi 390 millones de euros en junio de 2005, antes del estallido de la burbuja inmobiliaria. Ahora, el banco lo vende a la sociedad Renville Invest, filial de Dalian Wanda Group, según detalló la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Jianlin, dueño de decenas de hoteles, centros comerciales y grandes almacenes en todo el mundo, cuenta, según la revista Forbes, con una fortuna estimada de más de 16.630 millones de euros.

Una monja pasa delante de la entrada del Edificio España. REUTERS

El Edificio España, uno de los más emblemáticos de la capital, fue inaugurado en 1953 y tiene una altura de 117 metros y 76.000 metros cuadrados repartidos en 28 plantas. El inmueble, junto con el próximo de Torre de Madrid, fueron diseñados y realizados en la década de 1950 por los hermanos Joaquín y Julián Otamendi, que quisieron dotar a la ciudad de sus primeros rascacielos.

Pionero en su época, el Edificio España se erigió sobre el solar de un antiguo convento destruido durante la Guerra Civil que adquirieron los hermanos Julián y Joaquín Otamendi, arquitectos y propietarios de la Compañía Inmobiliaria Metropolitana, germen de lo que luego fue Metrovacesa.

El Edificio España albergó el Hotel Crowne Plaza, un centro comercial, apartamentos, viviendas y oficinas hasta 2006. Un año más tarde se inició su rehabilitación con el objetivo de que albergara un gran hotel y viviendas de lujo en 2010. Sin embargo, una vez finalizado el vaciado integral, el proyecto quedó paralizado.