Público
Público

La UE quiere que la cumbre financiera lance medidas rápidas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Mark John y Jan Strupczewski

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea pedirán el viernes que la cumbre financiera internacional que se celebra la próxima semana en Washington lance rápidamente reformas para evitar un nuevo brote de la crisis crediticia que ha sacudido la economía mundial.

Francia, que preside la reunión del Consejo Europeo en Bruselas, propone que la UE pida una fecha tope de 100 días para actuar en temas como encomendar al Fondo Monetario Internacional la tarea de encargarse de futuras crisis o aliviarlas.

Alemania y Reino Unido insisten en que la reunión del 15 de noviembre de las economías del G-8 y países emergentes, que también podría incluir al equipo del presidente electo estadounidense Barack Obama, debe abrir el camino para un cambio total. El Gobierno del presidente saliente George W. Bush ha adoptado una posición más cauta.

"Queremos que Washington sea algo más que simplemente una reunión agradable donde todo el mundo tenga oportunidad de ver a Obama", dijo un responsable gubernamental alemán.

"Esperamos que Washington produzca un calendario claro, un mandato claro (...) Sabemos que la disposición a la hora de renovar la arquitectura financiera internacional disminuirá a medida que los países se empiecen a sentir mejor".

quien como el presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha instado a una reorganización de los organismos financieros internacionales establecidos después de la Segunda Guerra Mundial -, dijo que revertir la desaceleración económica mundial es igual de importante.

"No es el momento para recortes a corto plazo en inversiones y gasto público", dijo el portavoz.

"Está emergiendo un consenso en todo el mundo desarrollado sobre la necesidad de utilizar la política fiscal en tándem con la política económica para respaldar el crecimiento económico, y este es un punto que el primer ministro destacará (en Bruselas)".

Las bolsas de Asia, Europa y Estados Unidos cayeron de nuevo el jueves ante crecientes temores de una recesión.

El FMI prevé una contracción económica de una magnitud no vista desde la Segunda Guerra Mundial, y el recorte de tipos en Europa no consiguió tranquilizar a los mercados en medio de una embestida de malas noticias empresariales.

((Información adicional de Noah Barkin en Berlín y Frank Prenesti en Londres; Traducido por Blanca Rodríguez en la Redacción de Madrid; Reuters Messaging: blanca.rodriguez.reuters.com@thomsonreuters.net + 34 915858341; blanca.rodriguez@thomsonreuters.com)