Público
Público

West, Abraham y Zanetti, los protagonistas de una jornada nefasta en EE.UU.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El australiano Anthony West (Kawasaki ZX RR), el checo Karel Abraham (Aprilia) y el italiano Lorenzo Zanetti (KTM) se acabaron convirtiendo en los protagonistas involuntarios de una primera jornada de entrenamientos para el Gran Premio de Indianápolis que se podría calificar de nefasta por las condiciones climatológicas en que se disputó.

En condiciones normales ninguno de ellos habría pensado nunca estar al frente de las clasificaciones de sus respectivas cilindradas, pero el estado de la pista les concedió ese "minuto de gloria" que con un poco de suerte podrán mantener mañana, pues aunque las previsiones anuncian una leve mejoría, la lluvia continuará siendo una constante a lo largo de todo el fin de semana.

Así las cosas y en un circuito completamente nuevo para todos, arriesgar más de lo previsible podía convertirse en una tragedia para quienes aspiran al título mundial, razón por la cual se pudo ver en una retrasada undécima posición al italiano Valentino Rossi (Yamaha YZR M 1), quien acumula 75 puntos de ventaja respecto del australiano Casey Stoner (Ducati Desmosedici).

Este, Stoner, a pesar de los sustos, acabó consiguiendo la tercera posición, mientras que entre los españoles fue Jorge Lorenzo (Yamaha YZR M 1) el más avezado de ellos con el séptimo mejor tiempo, con Elías -deshojando todavía la margarita de su futuro deportivo, que apunta no obstante al equipo del italiano Fausto Gresini y su Honda RC 212 V-, décimo y Daniel Pedrosa, con los nuevos Bridgestone en su Honda RC 212 V, al cierre de la clasificación de la jornada.

Un auténtico desconocido que hasta la fecha no había protagonizado ningún buen resultado, el checo Karel Abraham (Aprilia) fue el más rápido en el cuarto de litro y, además, su hito deportivo lo logró en los cinco últimos minutos de entrenamientos, en los que casi todos los pilotos volvieron a salir a la pista para intentar rebajar sus registros a pesar de las malas condiciones en las que se encontraba el mítico circuito de Indianápolis, construido en 1909.

Abraham rebajó en poco más de una décima de segundo el tiempo de quien hasta entonces había sido el más rápido, el finlandés Mika Kallio (KTM), pero resultó suficiente para verse por primera vez en la primera posición de la formación de salida para una carrera del campeonato del mundo.

El castellonense Alex Debón (Aprilia), que suena como una de las alternativas a pilotar la Kawasaki ZX RR del equipo de Jorge Martínez "Aspar", aunque en función de sus resultados todavía podría tener un año más de contrato con el equipo de Daniel Amatriain (si acaba entre los tres primeros del mundial), fue el mejor de los españoles.

Debón acabó con el quinto mejor tiempo de la cilindrada, a poco más de un segundo de Abraham, pero mucho mejor que cualquiera de los rivales que tiene por delante en la clasificación provisional del mundial, ya que Héctor Barberá (Aprilia) fue undécimo, el italiano Marco Simoncelli (Gilera) acabó decimoquinto y Alvaro Bautista (Aprilia) en una posición mucho más retrasada.

Tampoco podía imaginarse el italiano Lorenzo Zanetti (KTM) que sería el mejor en el octavo de litro, pero así fue y, además, con cierta solvencia, pues rodó casi cuatro décimas de segundo más rápido que el británico Scott Redding (Aprilia), segundo.