Público
Público

Yoga y estiramiento alivian el dolor de espalda crónico: estudio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Tanto las clases regulares de yoga como las deejercicios de estiramiento alivian el dolor y mejoran lamovilidad en las personas con problemas crónicos en la partebaja de la espalda, según indica una investigaciónestadounidense.

El estudio, publicado en Archives of Internal Medicine,observó a más de 200 adultos con dolor en la parte baja de laespalda y halló que quienes practicaban ambos tipos deactividad informaban más mejoras en los síntomas después detres meses que los pacientes que sólo recibían un libro conconsejos sobre cómo prevenir y controlar el dolor.

"Aquí hay una opción que vale la pena probar", dijo KarenSherman, del Group Health Research Institute en Seattle, quiendirigió el estudio.

El hallazgo de que el yoga y el estiramiento tengan efectosprácticamente iguales implica que probablemente es elestiramiento en el yoga -y no los componentes de la prácticaligados a la relajación o la respiración- lo que ayudó amejorar los síntomas vinculados con el dolor y lafuncionalidad, indicaron los expertos.

Para el estudio, el equipo dividió a 228 adultos con dolorde espalda de larga data en tres grupos.

Los pacientes de los primeros dos grupos asistieron aclases semanales de yoga o de estiramiento durante 12 semanas yse les pidió que practicaran por su cuenta entre clases, sobretodo focalizados en elongar y fortalecer la parte baja de laespalda y las piernas.

Los pacientes del tercer grupo recibieron un libro conejercicios relacionados al dolor de espalda y consejos deestilo de vida, además de información para manejar los ataquesde dolor.

Luego del programa de 12 semanas, las personas que habíanasistido a las clases grupales presentaban resultados muchomenores en un cuestionario que midió cuánto el dolor interferíacon sus actividades diarias.

El cuestionario calificó el nivel de "discapacidad" diariaen una escala de cero a 23, donde 23 era la más severa. A las12 semanas, los grupos que habían ejercitado habían pasado deuna calificación inicial de 10 entre quienes hacían yoga o 9 enel grupo de estiramiento a entre 4 y 5 en ambos grupos.

Las personas que recibieron el libro comenzaron con unregistro promedio de 9 y a las 12 semanas habían bajado aalrededor de 7.

El 60 por ciento de las personas del grupo que hizo yogainformó mejoras en el nivel de dolor, comparado con el 46 porciento en la cohorte que realizó ejercicios de estiramiento yapenas el 16 por ciento de quienes sólo recibieron el libro.

Tres meses después del final de las clases, las mejoras enlos síntomas eran similares en las personas que habían hechoestiramiento o yoga, y eran mejores en el grupo sin ejercitar.

"Sabemos desde hace tiempo (...) que el ejercicio es buenopara aliviar el dolor de espalda", dijo Timothy Carey, de laUniversidad de Carolina del Norte, en Chapel Hill, que escribióun comentario publicado junto al estudio.