Público
Público

Un traje espacial defectuoso acorta la tercera caminata espacial

Un aumento de los niveles de dióxido de carbono obligó a regresar a los astronautas, que "no corrieron peligro" en ningún momento

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un misterioso aumento de los niveles de dióxido de carbono obligó hoy a detener la tercera caminata espacial de la misión del Endeavour, pero los responsables de la NASA aseguraron que los astronautas no corrieron peligro.

'En ningún momento hubo riesgo alguno. La tripulación está perfectamente y se prepara para la cuarta caminata, el viernes', dijo en conferencia de prensa, Holly Ridings, directora de vuelos de la agencia espacial estadounidense.

El problema ocurrió en el traje espacial del astronauta Chris Cassidy cuando él y su compañero Dave Wolf llevaban casi seis horas de trabajo en torno a la Estación Espacial Internacional (EEI).

Para Cassidy ésta era la primera experiencia en la ingravidez del espacio en tanto que Wolf ya es un veterano con cuatro actividades extravehiculares (EVA).

Ridings señaló que los astronautas siguieron todos los procedimientos establecidos para ese tipo de emergencias y volvieron a la cámara de despresurización como se les ordenó desde el control de la misión en el Centro Johnson de Vuelos Espaciales de la NASA en Houston, Texas.

Keith Johnson, director de caminatas, indicó durante la rueda de prensa que es posible que el aumento de los niveles de carbono haya surgido de uno de los sistemas de hidróxido de litio que eliminan el exceso de CO2 en los trajes espaciales.

Añadió que también se está barajando la posibilidad de que se haya producido una acumulación del gas debido a la ansiedad del astronauta que comenzó a trabajar enérgicamente en cuanto salió de la cabina de despresurización.

'Pero en estos momentos se está evaluando lo que ocurrió', dijo Johnson.