Público
Público

Juego de tronos "Cada invierno que ha llegado, ha terminado" y así ha comenzado el de 'Juego de tronos'

La séptima temporada de ‘Juego de tronos’ se estrenó esta madrugada en simultáneo con EEUU y lo hizo con un capítulo a medio camino entre el resumen y el avance que coloca a todos y deja algunas píldoras para elucubrar y recrearse visualmente.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:

Los hermanos Cersei y Jamie Lannister.

Masacre, frío, estrategias y caminantes blancos en el primer episodio de una séptima temporada que se ha hecho esperar más de lo habitual y que regresa exactamente en el mismo punto donde lo dejó The Winds of Winter ofreciendo lo que se espera de ella. Con 12 capítulos por delante para el desenlace (contando los de esta temporada, pero también los de la octava y ultima), lo que cabía esperar de Dragonstone es que cumpliese su función de avance de lo que se podrá ver de aquí en adelante sin olvidar recordar dónde quedó la acción en la serie de HBO.

Nota: Este texto contiene spoilers

Cada personaje importante para la trama de Juego de tronos goza en este arranque de sus minutos de protagonismo sin excepción. Hasta Bran Stark (Isaac Hempstead Wright), personaje Guadiana donde los haya, es situado en el tablero de ajedrez que siempre han sido los Siete Reinos. Dirigido por Jeremy Podeswa –encargado de abrir también la sexta temporada con The Red Woman–, este primer episodio se permite incluso recrearse en alguna que otra escena potenciando la puesta en escena y una fotografía notable. Merece una mención especial la escena bucle protagonizada por Samwell Tarly (John Bradley) que capta la esencia de su tedioso e insulso trabajo y de la importancia que puede tener.

Con algo menos de una hora de duración para situarlos a todos, en Rocadragón priman los diálogos sobre la acción. De momento, y como era de esperar, la palabrería lo es todo. Cada aspirante al trono busca aliados para su causa y toma posiciones para una batalla final que se calcula que llegará en la siguiente temporada. La soledad de los Lannister, el poderío de Daenerys (Emilia Clarke) y sus aliados y la legitimidad de Jon Snow como rey del Invernalia centran la acción de un capítulo que no se olvida de nadie.

Un episodio introductorio que no por eso deja de ser menos interesante, ya que se descubren teorías y estrategias de interés para el espectador. Por ejemplo, se desvela el papel que el veterano Jim Broadbent tendrá en todo esto protagonizando una jugosa conversación con Sam de la que ha sido extraída la frase del titular de esta reseña, “cada invierno que ha llegado, ha terminado”. Por eso y porque cuenta con algunos diálogos realmente potentes en los que los gestos dicen más que muchas palabras. La escena entre Cersei (Lena Headey) y Jaime Lannister (Nikolaj Coster-Waldau) en Desembarco del Rey es poderosa, pero también ese golpe sobre la mesa de Jon Nieve (Kit Harington) ante las intromisiones de Sansa (Sophie Turner).

Juego de tronos siempre ha sido una serie donde las mujeres gozan de un papel importante y de poder. De hecho, las dos grandes aspirantes al Trono de Hierro son Daenerys y Cersei. Y en este arranque de temporada la tónica, como era de esperar, no ha cambiado. Ellas, las mujeres, abren y cierran el capítulo con una escena con sorpresa incluida al principio y otra que incita a la acción como colofón. Arya (Maisie Williams,) protagonista de la primera. Daenerys, de la segunda.

La sensación final es la de un aperitivo muy bien cocinado y presentado en el que ha primado la palabrería sobre la acción. Comprensible, porque Juego de tronos no ha hecho más que comenzar su andadura hacia el final y antes de que estalle la guerra hay que dibujar bien las estrategias. Eso sí, no se han olvidado de incluir la ración exigida de nieve, dragones, muerte y caminantes blancos. Eso y dejar ciertas migas de pan para que los amantes de elucubrar teorías hagan sus apuestas. ¿De quién es la mano que asoma en esa celda?

Juego de tronos puede verse en HBO España y Movistar Series Xtra. En la primera, los capítulos están disponibles desde las tres de la madrugada de cada lunes (hora de estreno en EEUU). En la segunda se emite en simultáneo de madrugada con un segundo pase a partir de las 22:30 horas los lunes. Además, estará disponible acumulada en su plataforma de VOD.