Publicado: 13.03.2014 23:07 |Actualizado: 13.03.2014 23:07

El Betis se lleva el 'Euroderbi'

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Real Betis ganó esta noche por 0-2 en el campo del Sevilla FC en el Euroderbi sevillano, el primero que los eternos rivales jugaban en competición europea, con lo que los béticos encarrilan su pase a los cuartos de final de la Liga Europa al adquirir una clara ventaja para la vuelta del próximo jueves.

El Betis, colista en la Liga BBVA, realizó un planteamiento muy sólido y ordenado, y aprovechó los goles del brasileño Baptistao, en el minuto 15, y de Salva Sevilla, en el 77, para dar una alegría a su afición, frente a un Sevilla que hizo un partido discreto y que perdonó en las seis ocasiones, al menos, que tuvo para marcar.

Los dos eternos rivales llegaron a este primer Euroderbi sevillano de la historia, el partido oficial número 118 entre ambos, en un buen momento y con bajas: cuatro en el Sevilla, incluida la de última hora del defensa luso Daniel Carriço; y siete en el Betis.

El técnico del Betis, el argentino Gabriel Humberto Calderón, apostó por un 4-4-2 y sorprendió al poner al canterano José Antonio Caro de lateral derecho, en lugar de al medio Salva Sevilla, para formar una defensa de cuatro. Su homólogo sevillista, Unai Emery, optó, por su parte, por alinear al meta luso Beto en vez de a Javi Varas, que había sido el titular desde que empezó la fase de grupos.

Como en los dos últimos derbis de Liga, en los que hubo dos goles sevillistas muy tempraneros, el Sevilla salió muy fuerte y ya a los 9 segundos de juego, nada más sacarse de centro, avisó el colombiano Carlos Bacca, pero el meta Adán salvó el 1-0 rechazando a córner.

Pero el Betis, con su zaga adelantada, demostró tener la lección bien aprendida y, muy concentrado, se situó muy bien ante un Sevilla lento y que no hallaba vías en ataque, aunque con pases a la espalda de la defensa sumó otra ocasión en un doble remate de Bacca y Reyes.

Sin embargo, los verdiblancos, con sus líneas más juntas y una buena presión, tenían más el control y, al cuarto de hora, asestaron un golpe letal al rival al abrir primero el marcador con un buen cabezazo del brasileño Leo Baptistao, tras un centro de Juanfran.

El Sevilla reaccionó al instante. Obviamente, no le quedaba otra. Apretó en pos del empate y lo rozó a los 20 minutos, pero Bacca, de cabeza, se topó con una parada milagrosa de Adán, que dio mucha seguridad a un Betis que ya jugó sin prisas y cerró muy bien los espacios, pero sin renunciar a seguir intimidando arriba al rival.

El congoleño Cedrick tuvo el 0-2, superada la media hora, en un cabezazo que atajó Beto. El choque ganó dinamismo y en la jugada siguiente el sevillista Vitolo remató algo desviado. Pero la mejor opción la tuvo Reyes, aunque Adán, que estuvo sensacional, rechazó su tiro en un mano a mano, y así se llegó al descanso sin que el Sevilla atinara en cuatro ocasiones claras ante un Betis muy sólido.

En la segunda mitad, Emery buscó dar más presencia y fuerza a su ataque metiendo al lateral luso Diogo Figueiras y al punta francés Kevin Gameiro, por Coke y el uruguayo Cristóforo, y el Sevilla tuvo más el balón y, pese a seguir sin claridad ni velocidad en su juego, continuó gozando de llegadas a base de orgullo, como en una acción de Gameiro, que se revolvió en el área pero tiró flojo y muy mal.

El Betis, que tuvo otra oportunidad que marró Baptistao a los 55 minutos, continuó mejor situado, se replegó para buscar contras y no pasó demasiados apuros ante la precipitación local y la inteligencia y el gran orden que mantuvieron los de Calderón, que mediado este periodo quitó a su delantero Rubén Castro para defender su ventaja.

Los sevillistas siguieron insistiendo y, en los últimos veinte minutos choque, tuvo buenas ocasiones para igualar, pero perdonó ante el marco muy bien defendido por Adán, como en un centro del bosnio Marko Marin al que no llegó nadie y, sobre todo, en un cabezazo de Gameiro, a puerta vacía, que se fue fuera.

Pero el Betis, muy bien armado, siguió firme y sin descomponerse ante un Sevilla previsible y que nunca se impuso. Además, a trece del final recibió otro mazazo al marcar Salva Sevilla el 0-2. Los locales quisieron acortar distancias a la desesperada pero sin éxito, con lo que los dos goles dejan a los béticos con pie y medio en los cuartos de final.

Sevilla FC: Beto; Coke (Diogo Figueiras, m.46), Fazio, Fernando Navarro, Alberto Moreno; Iborra, Cristóforo (Gameiro, m.46); Reyes, Rakitic, Vitolo (Marko Marin, m.66); y Bacca.

Real Betis: Adán; Caro, Perquis, Jordi Figueras, Dídac; Juanfran, Lolo Reyes (Amaya, m.80), N'Diaye, Cedrick (Vadillo, m.74); Baptistao, Rubén Castro (Salva Sevilla, m.67).

Goles: 0-1, m.15: Baptistao. 0-2, m.77: Salva Sevilla.

Árbitro: Cuneyt Cakir (Turquía). Amonestó al local Iborra (m.26) y a los visitantes Cedrick (m.12), Caro (m.27), Jordi Figueras (m.51), Adán (m.72) y Baptistao (m.95).

Incidencias: Partido de ida de los octavos de final de la Liga Europa disputado en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán ante cerca de 45.000 espectadores, entre ellos unos 2.000 béticos. Césped en perfecto estado. A los dos minutos de la reanudación, el árbitro tuvo que interrumpir el encuentro durante unos segundos para que se retirara una bengala que había sido lanzada desde la grada al área donde defendía el Sevilla.