Público
Público

"Los Juegos sólo serán rentables si los gestionan profesionales"

Varios expertos consideran que Madrid necesita amortizar la inversión ya ha realizado en sus tres intentonas olímpicas y temen que si no resulta elegida en Buenos Aires suponga un "duro golpe" para el deporte 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

¿Realmente ha hecho bien Madrid insistiendo en conseguir los Juegos Olímpicos? ¿Le va a merecer la pena? ¿Cómo se miden ciertos intangibles? ¿Pueden suponer un producto rentable o un lastre más en la ya maltrecha economía española? ¿Y cómo se vería afectado el deporte? Muchas cuestiones se plantean alrededor de la candidatura madrileña, que afronta su recta final antes de conocer el día 7 si, por fin, organiza los Juegos de 2020 o se vuelve a quedar en la estacada por tercera vez.

Los Juegos son el producto estrella del Comité Olímpico Internacional. Un producto que vende al mejor postor y que en muchos casos termina convirtiéndose en un auténtico quebradero de cabeza. Le pasó a Montreal, cuyas pérdidas se dispararon casi un 800%. O pasó en Atenas 2004, que acabó siendo el origen de la crisis que ahora padece el país heleno. Otras veces, como en Barcelona las ventajas que reportaron a la ciudad y el impulso al deporte compensaron los gastos pecuniarios. Muchos estudios analizan este impacto y siguen existiendo claroscuros. Uno de ellos, de la prestigiosa Universidad de Oxford, destaca la peligrosidad de organizar esta cita, ya que de media provoca un 179% de sobrecoste con respecto a los presupuestos iniciales.

Precisamente, para actuar como muro de contención 'es necesario que al frente de esos Juegos haya una buena gestión profesional que controle que el gasto en infraestructuras no tenga una desviación muy elevada', argumenta a Público Javier Trigo, director del centro de estudios olímpicos de la Universidad de Navarra. Aspecto en el que coincide Antonio Rivero, decano de la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte (INEF) de la Universidad Politécnica de Madrid, que sostiene que 'si se organizan bien, los objetivos están claros, las fuentes de financiación y los retornos están bien definidos y se hace una gestión honesta y con buen criterio, los Juegos pueden funcionar'.

Este aspecto es, sin duda, fundamental en el caso de Madrid y de España, acuciadas por la crisis y que han tenido que afrontar los recortes sociales más importantes de la democracia. Por eso, ambos coinciden en que la candidatura madrileña debe aprovechar lo que ya adelantó en las otras dos intentonas. 'Las grandes inversiones en Madrid ya están hechas, ahora lo que toca es saber rentabilizar los Juegos si nos los conceden. Si me dijeras que ahora mismo tuviésemos que empezar de cero, te diría claramente que me parecería una locura', considera Rivero. Cabe recordar que el presupuesto de Madrid 2020 es de 1.516 millones de euros pero algunos cálculos estiman en más de 9.000 millones euros lo que ya se ha gastado de cara a los Juegos. Para Trigo lo importante es que 'Madrid ha obtenido visibilidad con el solo hecho de presentar la candidatura, ya que eso compensa los gastos que se haya tenido hasta ahora. De momento, el gasto neto para el Estado no es tan extraordinario y gastamos dinero en tantas tonterías que ésta sí es una buena inversión'.

El temor a que el negocio que haga Madrid con los Juegos sea un fracaso depende de varios aspectos, como señala Ferran Brunet, investigador del Centro de Estudios Olímpicos de la Universidad Autónoma de Barcelona. Para empezar 'lo más evidente para que unos Juegos cosecharan pérdidas económicas es que se organizaran mal'. Pero también pudiera pasar que, pese a una buena organización, 'hubiera un incidente durante los Juegos como un atentado', y también puede suceder que 'aunque te haya salido bien la preparación, la coyuntura económica se tuerza, aunque en el caso de Madrid pasa al revés, ya que ahora estamos en unas circunstancias tan malas que lo normal es que la economía general del país vaya a mejor', considera Brunet.

Estos tres expertos sostienen, pues, que la obtención de los Juegos supondría una ayuda para la crisis aunque 'no vamos a salir de la misma sólo con los Juegos' y 'tampoco España se va a hundir en la miseria si no nos dan los Juegos, pero sí sería un acicate', argumenta Trigo, que valora que si el COI encarga a Madrid organizar los Juegos 'tendrían un impacto positivo en la psicología de la sociedad en general después de varios años de noticias tristes y desalentadoras'. Y 'unos Juegos consiguen importantísimas inversiones y dan mayor actividad, empleo y riqueza al país', valora Brunet al respecto.

Pero si hay un sector que notaría especialmente la decisión, para bien o para mal, es el del deporte. En su día, Barcelona supuso un antes y un después en cuanto al impulso económico aportado por el plan ADO y el reconocimiento social que empezaron a obtener los deportistas tras los mismos. Ahora, con un recorte en estos años de más de un 60% en ayudas públicas que ahoga a federaciones y clubes, 'sería un duro golpe para el deporte que Madrid se quedara sin los Juegos', dice Trigo. Pesimismo al que se une Rivero, al considerar que 'con la crisis y la falta patrocinadores en el ámbito deportivo, sin el impulso de los Juegos daríamos un paso atrás importante'.