Publicado: 14.12.2015 16:50 |Actualizado: 14.12.2015 16:50

El juez archiva la causa contra Messi por un posible fraude en la organización de partidos amistosos

Descarta que el jugador y la fundación que lleva su nombre hayan cometido fraude alguno en la obtención indebida de devoluciones o disfrute de beneficios fiscales por estos partidos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Messi, durante el entrenamiento del Barça de este lunes en Tokio. REUTERS/Toru Hanai

Messi, durante el entrenamiento del Barça de este lunes en Tokio. REUTERS/Toru Hanai

BARCELONA.- El Juzgado de Instrucción 24 de Barcelona ha archivado la investigación al jugador del FC Barcelona Leo Messi y la fundación que lleva su nombre por la posible comisión de un delito contra la Hacienda Pública en la recaudación de varios partidos amistosos celebrados en Latinoamérica en 2012 y 2013.

En un auto recogido por Europa Press, el juez ha descartado, después del examen de un informe policial y de la declaración de un testigo, que el futbolista y la fundación hayan cometido fraude alguno en la obtención indebida de devoluciones o disfrute de beneficios fiscales por estos partidos.



El juez sostiene que no hay indicios ni documentos contables que determinen la posible existencia de un delito para poder fundamentar la investigación y "ni siquiera se ha podido determinar si los mismos -los partidos- reportaron o no beneficio económico o ganancia en general que pudiera aprovechar la Fundación; ni si quiera si los esponsors entregaron o no cantidades a la fundación".

La Fiscalía había pedido investigar un posible delito fiscal en los partidos organizados por la Fundación Lionel Messi.

El juez tomó declaración como testigo al empresario argentino Guillermo Javier Marín, que estaba detrás de la organización de todos estos partidos a través de su empresa Imagen Deportiva, aunque para la organización de cada partido necesitó de la colaboración de empresarios locales.

El testigo explicó en sede judicial con un relato "coherente" los movimientos del dinero que, según el juez, ha servido para aclarar el concepto y motivo de varias transferencias bancarias por un importe total de 1.370.000 dólares, que habían parecido en un principio sospechosas.

Los investigados fueron en concreto seis partidos que se celebraron entre el 16 de junio de 2012 y el 6 de julio de 2013 en México, Estados Unidos, Colombia y Perú.