Publicado: 16.02.2016 21:19 |Actualizado: 17.02.2016 07:00

Cómo el Estado dejó de ingresar 3.000 millones de euros con la venta de Aena, joya de la corona

El Gobierno de Rajoy sacó a la venta el 49% de las acciones a un precio de 58 euros por título, y menos de dos meses después superaban los 100 euros. Lazard participó en el diseño de la operación y una de sus divisiones se lucró después vendiendo estas acciones

Publicidad
Media: 4.33
Votos: 6
Comentarios:
El panel de la Bolsa de Madrid, el día que comenzó a cotizar Aena. REUTERS

El panel de la Bolsa de Madrid, el día que comenzó a cotizar Aena. REUTERS

@Alopezdemiguel

MADRID.- Ha sido la mayor privatización en España desde 1.997, y ha cumplido perfectamente con su cometido. En febrero de 2015, el Gobierno de Mariano Rajoy decidió privatizar el 49% de la red de aeropuertos de Aena (Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea), joya de la corona de las empresas de titularidad estatal.

Las acciones salieron al mercado por un precio de 58 euros, infravaloradas. Prueba de ello es que se dispararon hasta los 70 euros en sólo unas horas, y en menos de cinco meses superaban los 100 euros, lo que repercutió muy positivamente en las cuentas de sus nuevos dueños, y supuso que el Estado dejase de ingresar cerca de 3.000 millones de euros. Un año después de su salida a bolsa se ha revalorizado en casi un 70%, pasando de valer 8.700 millones de euros hasta los casi 14.700 millones.

Lazard obtuvo ganancias planificando la operación, para que después su división World Dividend & Income Fund se lucrara a través de la venta de las acciones

El estudio del Transnational Institute La Industria de la privatización en Europa, que Público lanza este miércoles en exclusiva junto al diario griego Efimerida ton Sintakton, documenta el modus operandi de bancos, auditoras y firmas de abogados para lucrarse en cada una de las fases de las privatizaciones ejecutadas en el seno de la UE aprovechando el martillazo de la crisis económica. 

En el caso de la red pública que engloba a 46 aeropuertos españoles, la firma con más peso en materia de privatizaciones en Europa, Lazard, "desempeñó un papel clave en la infravaloración de Aena antes de su salida a bolsa", ayudando a determinar el precio de la Oferta Pública de Venta (OPV) con la que fue privatizada. La OPV generó un beneficio de 4.000 millones de euros, pero fueron los bancos, consultores, despachos de abogados y otros involucrados quienes se llevaron la parte más jugosa del pastel. Y los bancos que coordinaron la salida a bolsa fueron premiados por el Estado con la opción de comprar el 10% de las acciones al precio inicial de salida hasta un mes después de lanzar la OPV. 



Se da la circunstancia además de que una de las divisiones de gestión de activos de Lazard, World Dividend & Income Fund, adquirió acciones de la compañía para venderlas un mes después. Según el estudio, se embolsó unos beneficios del 60%, por lo que Lazard obtuvo ganancias planificando la operación junto a N+1 Corporate Finance, para que después su división World Dividend & Income Fund se lucrara a través de la venta de las acciones, adquiridas al precio más bajo. Una operación redonda. 

Más redonda aún, si cabe, teniendo en cuenta que Aena ha mantenido la tendencia creciente imperante en los últimos dos años, y sólo en el mes de enero de este año ha registrado un 12,3% más de viajeros. El Gobierno canario recurrió la operación de venta de la red aeroportuaria ante el Tribunal Supremo, pero este desestimó el recurso, avalando así la acción del Gobierno del PP.