Publicado: 08.01.2016 18:37 |Actualizado: 08.01.2016 18:37

El Ibex 35 se hunde un 6,6% en su peor arranque de año

En la primera semana del año, el Ibex se ha anotado cuatro jornadas en rojo lastrado por las dudas resurgidas sobre China y la caída del petróleo. Este viernes ha caído un 1,6%

Publicidad
Media: 5
Votos: 2
Comentarios:
El Ibex 35 se hunde un 6,6% en su peor arranque de año.

El Ibex 35 se hunde un 6,6% en su peor arranque de año.

MADRID.- El Ibex 35 ha perdido un 1,6% al cierre de sesión y ha acumulado una caída del 6,6% en la que se ha convertido su peor primera semana en el arranque de un año, con lo que el selectivo ha retrocedido hasta los 8.900 puntos.

En la primera semana del año, el Ibex se ha anotado cuatro jornadas en rojo lastrado por las dudas resurgidas sobre China y la caída del petróleo. De esta forma, el selectivo madrileño se ha anotado su peor arranque semanal en un año de su historia, superando las peores rachas registradas hasta ahora: en el 2000 (-4,6%) y en el 2008 (-3,8%).

En la última sesión de la semana sólo cuatro valores se han adentrado en positivo: FCC (+1%), Aena (+0,9%), Acerinox (+0,8%) y Enagas (+0,6%). Banco Popular ha liderado los recortes, al ceder un 4,1%, seguido de Repsol (-4%).



También ha destacado las caídas protagonizadas por Arcelormittal, Banco Sabadell y Gamesa, que se han dejado más de un 3%. Los grandes valores se han decantado por las pérdidas, con Banco Santander cediendo un 2,6%, BBVA un 2,2% y Telefónica un 2,4%.

Las principales bolsas de Europa se decantaban por el rebote en el inicio de la sesión de este viernes al calor de la remontada de las bolsas asiáticas, si bien han terminado la sesión en rojo tras las medidas del Banco de China para insistir en la liberalización del yuan y en una política monetaria "prudente". París y Francfort han bajado más de un 1%, mientras que Londres ha cedido un 0,3%.

En el mercado de deuda pública, la prima de riesgo española se contenía en los 119 puntos básicos, con la incertidumbre política como trasfondo. El euro, por su parte, reforzaba posiciones y se intercambiaba por 1,0905 dólares al cierre de sesión.

El analista de XTB Javier Urones ha señalado que esta semana de caídas "no es extraña para el inversor español", puesto que a principios del ejercicio de 2015 la renta variable se dejó poco más de un 5%, cuando a finales de enero los niveles de cierre de 2014 eran ampliamente superados.

"Doce meses antes, en enero de 2014 teníamos exactamente la situación opuesta. Tras un arranque espectacular donde la renta variable acumuló más de un 4% en las primeras sesiones, la situación revertía poco antes de finalizar el primer mes dejando el balance de enero, una vez más, neutral para el conjunto de la renta variable española. Muchos movimientos, por tanto, en un mes clásico de rotación de carteras", advierte el experto.

Dado que la mayoría de los valores han cerrado la semana en 'números rojos', los valores mejor parados han sido aquellos cuya caída ha sido reducida, entre los que destacan Red Eléctrica y Enagas por su buen comportamiento respecto al principal Índice de referencia español.

En la parte inferior de esta clasificación se encuentran Banco Popular y OHL, con caídas de doble dígito. Por su parte, Repsol y Técnicas Reunidas han sido muy castigadas por la caída del precio del crudo que, según el experto, parece que no tiene suelo a la vista, "al menos en el corto plazo". Dichas compañías han sido castigadas con recortes del 9% y del 8%, respectivamente.

En las primeras cinco sesiones del año, el selectivo madrileño ha retrocedido desde los 9.544 puntos en los que cerró el año y se ha anotado además su peor semana desde diciembre de 2014. El Ibex ha cedido la barrera psicológica de los 9.000 enteros y partirá el próximo lunes desde los 8.900 puntos.

De cara a la próxima semana, los analistas esperan que la vuelta de inversores al mercado se traduzca en una mayor liquidez y en la formación de unos suelos "algo más estables de los formados esta semana".

"Un freno a las caídas en el entorno de los 9.000 puntos supondría un excelente punto de entrada para inversores agresivos que fuesen buscando el fin de las caídas. Para ello, necesitaremos el impulso de un índice como es el DAX alemán, bastante afectado por la crisis en China", ha destacado Urones.