Publicado: 12.05.2015 20:15 |Actualizado: 12.05.2015 20:15

La inmobiliaria Realia vuelve a los beneficios impulsada por la reducción de deuda

La compañía está pendiente de las respectivas OPAs que han lanzado Hispania y el mexicano Carlos Slim

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Detalle de la sede de Realia, en una de las Torres Kio, de Madrid.

Detalle de la sede de Realia, en una de las Torres Kio, de Madrid.

MADRID.- Realia registró un beneficio neto atribuido de 200.000 euros en el primer trimestre del año, con el que superó los 'números rojos' de 7,6 millones de euros contabilizados un año antes, gracias a la reducción de los gastos financieros derivados del descenso de su deuda.

La inmobiliaria participada por FCC y Carlos Slim ha mejorado su resultado financiero tras el vencimiento de todas las coberturas de deuda que tenía contratadas.

Además, ha revertido provisiones totales por importe de 1,4 millones de euros, lo que le ha permitido cerrar el trimestre con un resultado positivo en su división de promoción de viviendas de 400.000 euros.



La cifra de negocio del la inmobiliaria cayó un 33,9% entre los pasados meses de enero y marzo, hasta situarse en 23,3 millones de euros, por la caída de las ventas de viviendas y suelo. El beneficio bruto de explotación (Ebitda), de su lado, se situó en 10,3 millones, un 59,2% más.

La inmobiliaria atribuye esta mejora al mayor margen en la actividad de alquileres, al menor margen negativo de la actividad residencial y a la referida mejora de costes financieros.

Realia está pendiente de las ofertas públicas de adquisición de acciones (OPA) que la socimi Hispania y Carlos Slim, respectivamente, tienen formuladas sobre la empresa.

En la actualidad, está a la espera de que la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) autorice la oferta del empresario mexicano para que comience el plazo de aceptación de ambas OPAs.

La inmobiliaria ha logrado recortar la deuda un 33% en un año, hasta los 1.091 millones de euros

En el capítulo financiero, a cierre de marzo, Realia soportaba una deuda neta de 1.091 millones de euros, lo que arroja un recorte del 33% respecto a un año antes, gracias a la venta de la participación que tenía en la inmobiliaria gala SIIC de París.

Por lo que al desarrollo operativo, el negocio patrimonial generó ingresos por importe de 20 millones en el trimestre, un 0,6% más, con lo que aportó el 86% de la facturación total.

De su lado, la actividad de promoción y venta de viviendas y suelo se desplomó un 57,7% hasta mazo, y generó 3,1 millones derivados de la entrega de 21 viviendas.

A la conclusión del primer trimestre, Realia contaba con un 'stock' de pisos de 634 unidades, de las que sólo 29 estaban vendidas. Además, tiene una cartera de suelo de 1,87 millones de metros cuadrados, el 49% ubicado en Madrid.