Público
Público

Camps regaló decenas de contratos a la trama 'Gürtel'

La Generalitat hizo ganar a la red de Correa de 7.251.062 euros entre los años 2004 y 2008

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Adjudicaciones a dedo a la trama Gürtel, pagos dobles y contratos amañados. Son algunas denuncias que se repiten de manera continuada a lo largo de las 43 páginas del informe de la unidad de auxilio judicial que ayer reveló el portavoz socialista en Les Corts, Ángel Luna, y que conforman un detallado mapa de las estrechas relaciones entre el Gobierno presidido por Francisco Camps y la red corrupta.

Luna esgrimió este dossier durante la sesión de control al president de la Generalitat, a quien responsabilizó de la adjudicación, entre 2004 y 2008, de 85 contratos por un valor de 7.251.062 euros a nueve empresas de la trama Gürtel, con Orange Market filial valenciana de la red a la cabeza, con 45 adjudicaciones por un importe de 6.829.079 euros.

Presidencia, vicepresidencia y 17 consellerias lucraron a la red

El informe, fechado el 16 de abril, ha sido elaborado por interventores del Estado, inspectores de Hacienda y funcionarios del Banco de España y estás incorporado al sumario que instruye el Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

Sus páginas reseñan contratos a dedo que salpican a Presidencia y Vicepresidencia de la Generalitat, siete conselleries: Justicia, Territorio y Vivienda, Infraestructuras y Transporte, Turismo, Cultura y Educación, Bienestar Social y Sanidad; y 17 órganos dependientes del Ejecutivo de Camps.

Luna leyó algunas conclusiones del documento en mitad de un silencio sepulcral: 'En más de 50 ocasiones se ha vulnerado la ley y se han fraccionado contratos para lesionar los principios de publicidad y concurrencia'.

La investigación revela que 'en más de 50 ocasiones se ha vulnerado la ley'

El portavoz socialista lamentó que sean los juzgados los que muestren los contratos 'que la Generalitat niega a los diputados de la oposición' y acusó a Camps de 'refugiarse en la opacidad y el silencio durante meses a los periodistas'. El president replicó que la Sindicatura de Cuentas 'no ha encontrado elementos que configuren una contabilidad que no sea responsable. Sólo recomendaciones para una mejora en las contrataciones'.

El informe señala dos modelos básicos de actuación. Por un lado, explica que se fraccionaron 'al menos 14 contratos en otros menores, hasta 76' para favorecer a la trama. En segundo lugar, cuando la cuantía de la adjudicación era tan elevada que debía hacerse pública, se utilizaron criterios 'subjetivos' para favorecer a Orange Market y sus firmas satélite. Es el caso de la feria turística Fitur en 2005, en la que la investigación advierte numerosas irregularidades.

Aquel año, la consellera de Turismo y actual presidenta de Les Corts, Milagrosa Martínez, a quien la trama regaló un reloj de 2.400 euros, asignó el diseño y el montaje del stand de la Comunitat a Orange Market pese a que su opción era la más cara: 1.316.849 euros.

La Generalitat pagó a la trama Gürtel' trabajos que nunca fueron realizados

El informe critica que se primara 'la creatividad y la estética, altamente subjetivos', más que 'la propuesta económica'. Tampoco se tuvo en cuenta la escasa experiencia de Orange Market en trabajos de este tipo frente a otras empresas que concursaron. El informe es categórico: 'debería haber sido excluida [Orange Market] por no reunir los requisitos de solvencia técnico-profesional'.

Otras críticas aluden a dos pagos por la misma partida y modificaciones en el contrato original para incluir más adjudicaciones a dedo a la trama. Desde ese año, Fitur fue el señorío de Orange Market, que repitió adjudicación en 2006, 2007 y 2008.

La unidad de auxilio judicial también destaca pagos a Orange Market por trabajos no realizados. En diciembre de 2004, la empresa pública VAERSA adscrita a la Conselleria de Territorio y Vivienda, gobernada entonces por Rafael Blasco, actual portavoz parlamentario del PP, adjudicó a Orange Market por 119.500 euros la realización de documentales 'para la campaña de comunicación y sensibilización del correcto uso del contenedor amarillo'.

El informe critica que la empresa careciera de experiencia alguna en la grabación de vídeos. Lo más grave, según los investigadores, es que Orange Market no llegó a editar vídeo alguno, sino que rescindió el contrato y se embolsó 69.310 euros 'el 50% de la cantidad estipulada en el contrato' sin que VAERSA justificara 'dejación o incumplimiento de sus obligaciones'.

Ante el diluvio de datos, Camps convirtió su escaño en un caparazón y arremetió de manera personal contra Ángel Luna. 'Ha querido romper los pilares del Estado de Derecho', le espetó. A continuación le acusó de perpetrar 'ensoñaciones de un mundo utópico donde usted sea el único garante de la libertad y la democracia. Y eso me recuerda a la Europa del Este'. Atrincherado tras la ovación en pie de su Grupo, Camps, ensayó la ironía: 'Cada vez que habla aumentan los simpatizantes del PP. Le pondremos algún tipo de recuerdo en algún rincón de la sede'.

Luna le reprochó que se refugiara 'en espectáculos de falsa dignidad ofendida para no contestar y dejarlo todo al ámbito de lo judicial para no ofrecer explicaciones políticas'. En la misma línea se pronunció el portavoz de Compromís, Enric Morera, que preguntó a Camps si dimitirá en el caso de que el Tribunal Supremo reabra el 12 de mayo el caso de los trajes.